¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

GIMNASIA

Alejandra Quereda: "Estudio medicina para tener algo el día que deje la gimnasia"

En tercero de medicina, la capitana del equipo español de gimnasia rítmica, compagina los estudios y el tapiz

Artemi Gavezou, Alejandra Quereda, Sandra Aguilar, Elena López y Lourdes Mohedano posan con sus medallas /

Alejandra Quereda (Alicante, 1992). Por orden cronológico, gimnasta y estudiante de medicina. Con 22 años compagina el tapiz con tercero de carrera, pero las paredes de la Facultad de Medicina de la Complutense apenas la conocen. La culpa la tienen los entrenamientos, a los que dedica siete horas al día. El resto del tiempo se encierra para estudiar, mínimo otras tres horas diarias. "Es una locura. Estudio por mi cuenta y es muy complicado. Lo saco adelante sacrificando mi tiempo libre y mi vida social. El caso es avanzar como pueda, poco a poco, y cuando deje la gimnasia tener algo".

De profesión: gimnasta, uno de los deportes que más horas de dedicación requiere. De estudios: medicina, la carrera más larga y una de las que más tiempo reclama. Compaginar ambos es una quimera que Alejandra lleva realizando cuatro años. Recién coronada campeona del Mundo, junto al equipo español de gimnasia rítmica en mazas, la vuelta de Turquía ha significado el regreso a los estudios. Lo hace por vocación, pero también por consejo familiar. "La medicina era algo que me gustaba desde pequeña y mis padres siempre me han transmitido que la gimnasia era una etapa en la vida".

Desde los 16 años forma parte del equipo absoluto de gimnasia rítmica. Sin embargo, con 22, ya es veterana, tanto a nivel nacional como internacional. Horas de sacrificio por amor a un deporte que es su presente, pero no su futuro. Gimnastas de élite, deportistas de alto rendimiento que dedican su juventud a una pasión de la que no podrán vivir en el futuro."La vida de una gimnasta es corta y cuando acabe, si no elijo lo que me gusta, iba a haber cambiado toda mi vida por la gimnasia. Entonces decidí empezar la carrera, pero voy con calma. La verdad es que tampoco me meto presión, intento hacer lo que puedo".

Alejandra es la capitana de un conjunto que se ha proclamado campeón del Mundo de mazas por segundo año consecutivo. Después de haberse quedado a las puertas del podio en Londres 2012, el oro en el Mundial de 2013 fue el mejor consuelo. Pero repetir medalla es un hito al alcance de muy pocos países. "Todavía lo estamos digiriendo. Desde que el año pasado ganamos el oro en el campeonato del Mundo en mazas, precisamente en el mismo ejercicio, todas nos dimos cuenta de que estábamos entre los mejores países del mundo y que podíamos conseguir muchas medallas. Pero que volviera a sonar el himno en una competición de este nivel lo veíamos muy complicado. Y bueno, ahora de pronto te encuentras con que repites el título y ha sido un subidón".

Cuartas en Londres 2012, campeonas del mundo en mazas en 2013 y 2014, bronce en el ejercicio mixto del Europeo 2013 y bronce en mazas en el Europeo de 2014. Este es el historial de una generación a la que sólo se le resiste el metal olímpico."Los Juegos aún quedan un poco lejos. La verdad es que nos planteamos objetivos a más corto plazo, porque si no, entrenando en el día a día, te desesperas. Pero yo creo que si seguimos por este camino este equipo puede conseguir una medalla en los Juegos Olímpicos".

Alejandra Quereda está contenta. Para Río 2016 aún falta tiempo, pero soñar con estar en el podio es realista si analizamos las puntuaciones otorgadas por los jueces en este Mundial."Creo que es la primera vez que se ha penalizado el fallo a todas por igual. Este Mundial ha sido bastante justo, al que ha fallado se le ha castigado, no como en otras ocasiones. Antes a lo mejor teníamos que hacerlo bien nosotras y esperar a ver si alguno tenía algún fallo o no. Y yo creo que ahora, haciéndolo bien, podemos estar en puestos de medalla, independientemente de que los demás lo hagan bien".

Lo que no está en manos del equipo nacional de rítmica es que la competición se pueda ver en España. Campeonas del Mundo en 2013 y 2014, sus dos oros no se han podido ver por televisión. Con este segundo oro Alejandra espera que en 2015 sea la vencida y se pueda seguir la gimnasia rítmica por la pequeña pantalla. "La pena ha sido que no se ha podido ver en televisión lo que es la competición. La rítmica ha salido siempre en televisión y, justamente los dos años que España ha sido campeona del Mundo, no se ha visto ninguno de los dos".

Horas de entrenamiento, dedicación y sacrificio que en España no han podido seguirse por cuestión económica y de derechos."Nos han dicho que la Federación Internacional vende los derechos muy caros y que entonces no lo han comprado. En principio no se han comprado para todo el ciclo, así que en principio los campeonatos del Mundo no se van a ver hasta 2016, hasta después de los Juegos Olímpicos que se vuelve a negociar"."Lo que nosotras esperamos es que con nuestras quejas haya alguna reacción y esto mejore y sea la última vez que ocurre. Yo pienso que, todos los deportes en los que España está consiguiendo resultados tan exitosos, deberían cubrirse".

De momento, a expensas de lo que pase en el Mundial de 2015, Alejandra ha aparcado las mazas, pelotas y cintas, y se ha centrado en los libros. Con otra medalla de oro, la vuelta a los estudios no se hace tan dura. Algún día tendrá que dejar la gimnasia y, entonces, podrá colgar en la consulta sus medallas de campeona del Mundo.

'El Larguero' |'Carrusel' |'SER Deportivos' |'Hora 25 Deportes' |'Play Fútbol' |'Play Basket' |'Punto, SER y partido' |Fórmula 1 |Más deportes

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?