¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

LA BANDA SONORA DEL MUNDO

La vida eterna del preso político más joven del mundo

Gendun Chökyi Nyima fue nombrado undécimo Panchen Lama a los seis años. Días después de su nombramiento, China secuestró al niño que lleva 20 años desaparecido

Willie Nelson, Waylon Jennings, Johnny Cash y Kris Kristofferson durante una actuación en 1992 /

En mayo de 1995, Gendun Chökyi Nyima fue nombrado undécimo Panchen Lama, aquel niño de seis años fue reconocido como la reencarnación del anterior guía espiritual de la nación del Himalaya y pasó a ser la mano derecha del Dalai Lama y responsable de la elección de su sucesor. Pero Gendun no era del agrado del gobierno chino y seis días después de su nombramiento desapareció. La reencarnación del X Panchen Lama, fallecido en 1989, era el hijo de una familia pobre del Tíbet y su desaparición se consideró un secuestro y Gendun fue calificado como el preso político más joven del mundo.

Han pasado veinte años y medio de aquel día y nunca nadie ha vuelto a ver a Gendun ni a saber de él, a pesar de los esfuerzos del gobierno en el exilio y de distintas organizaciones que durante años han pedido su libertad o al menos contactar con él. Nunca nadie ha vuelto a saber de aquel chico de seis años aunque Pekín aseguró que el joven vive en libertad con sus padres y bajo una identidad nueva.

En la primavera de 1995 llegó a las tiendas 'The road goes on forever', el tercer y último álbum de los Highwaymen, aquella peculiar reunión de estrellas que juntó a Johnny Cash, Kris Kristofferson, Willie Nelson y Waylon Jennings. Aquel disco de los forajidos del country incluye una canción que bien podría ser la banda sonora de aquel secuestro. 'Live forever', un tema original de Billy Joe Shaver, quizá hubiese dado algo de consuelo al joven preso. "Nunca nadie me encontrará pero siempre estaré por aquí, viviré para siempre", canta el grupo. "No dejes que la oscuridad me lleve, guiarme hasta la luz", susurran.

En estos veinte años ha habido muchas manifestaciones pidiendo la libertad del joven. El gobierno chino, por su parte, nombro a otro Panchen Lama que vive en Pekín y que los tibetanos no reconocen como suyo. El Dalai Lama, de 79 años, ha apuntado en alguna ocasión que quizá no se reencarne con lo que el Tíbet se quedaría sin sucesor ya que es el Panchen Lama quien tradicionalmente se encarga de su búsqueda. La tradición de cinco siglos de antigüedad se puede romper aunque como cantaban aquellos viejos barbudos el joven Gendun vivirá para siempre aunque nunca nadie le encuentre.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?