LA ENTREVISTA

"La vida en la calle se reduce a un ámbito muy pequeño: la supervivencia"

Conversamos con Sam Tsemberis, creador del modelo 'Housing first', un sistema que prioriza la entrega de una vivienda a personas sin hogar, como una de las medidas más efectivas para reinsertarlos en la sociedad

Sam Tsemberis, durante la entrevista con Javier del Pino en 'A Vivir...' /

"No tener casa significa reducir tu vida a un ámbito muy pequeño, donde desde la mañana a la noche sólo te centras en sobrevivir". Así resume la vida en la calle Sam Tsemberis, CEO de Pathways to Housing National y creador del modelo 'Housing first', un sistema que prioriza la entrega de una vivienda a personas sin hogar, como una de las medidas más efectivas para reinsertarlos en la sociedad.

Con él conversamos este sábado junto a Javier del Pino y José Martí Gómez. "Uno de los problemas que existe ahora mismo en los servicios que se ocupan de las personas sin hogar es que se les motiva poco para cambiar a mejor. Si desde el primer momento le das una vivienda a esa persona, le va a interesar mucho participar para mejorar su vida", cuenta Tsemberis.

No sólo los apartamos de nuestra mirada, los apartamos también de nuestra conciencia"

SAM TSEMBERIS

El psicólogo, de origen griego y residente en Estados Unidos, lleva años comprobando sobre el terreno la eficacia de su modelo: "La gente cree que vivir en la calle es algo en lo que se cae, como si te caes de un acantilado, pero lo que normalmente vemos en estas situaciones es que la gente va cayendo peldaño a peldaño", explica.

El modelo 'housing first' se basa en la idea de que la persona sin hogar es capaz de cuidarse y decidir por sí misma: "La gente que vive en la calle tiene muy claro cuáles son sus necesidades y prioridades. Cuando hasta ahora se decía que esta gente tenía que ir a tratamiento a un hospital y ellos respondían que no, se les solía etiquetar como personas que se resistían a ser tratadas o como personas que no querían mejorar su vida. Pero si a esa misma persona le preguntas qué le parecería tener un lugar donde vivir sola, y donde la apoyásemos, aceptaría la oferta. No se resiste al cambio, sino que se resiste al hecho de que otra persona diga cómo tiene que cambiar la vida de otro".

Se trata de un modelo que, además de ofrecer una segunda oportunidad a aquellos que viven en la calle, a la postre resulta más económico para el erario público. "Los servicios que se prestan a las personas que no tienen hogar pueden llegar a su mar unos 10.000 o 15.000 euros al año. Meter a alguien en un apartamento con servicios de apoyo puede costar en torno a los 12.000 euros al año".

"La gente sin hogar son como nosotros, pero con menos dinero y en circunstancias más difíciles. Es una situación muy difícil la que tiene que vivir esta gente, y muy humana. Lo bueno es que tenemos la solución", concluye Tsemberis.

madrid, barcelona y málaga ya siguen este modelo

RAIS Fundación lleva desde 2014 impulsando la implantación del modelo 'Housing first' en España. Madrid, Barcelona y Málaga ya se han sumado al proyecto, y 38 personas que pasaban la noche en la calle, ahora han encontrado un hogar donde vivir y donde recuperar su vida.

Conversamos este sábado con Slavey Lazarov, quien nos contará de primera mano cómo cambió su vida desde que tiene un hogar.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?