"Europa se ha quedado sin narrativa"

“Vengo de un país de esperanzas frustradas y heridas abiertas. Mi pueblo vive bajo la ocupación y nadie nos saca de esa situación”. Su patria es una porción de tierra olvidada  que muestra al mundo una historia de resistencia y sueños truncados, una geografía que simboliza el mapa de la desmemoria. Mientras, la comunidad internacional calla.

Bichara Khader y Javier del Pino en los estudios de Radio Madrid

Su tierra se llama Palestina. Hace cincuenta años que se marchó de allí pero sigue luchando por la paz, la reconciliación y el diálogo: “Después de la noche oscura llegará el alba de la paz”, afirma con voz esperanzada. Charlar con intelectuales de la categoría de Bichara Khader (Zababdeh, Palestina, 1944) es un lujo y una obligación para todo aquel que quiera entender las complejas relaciones entre Occidente y el mundo árabe, su sabiduría forjada tras años de estudio es imprescindible para analizar y conocer mejor el mundo islámico. Khader es profesor emérito de la Universidad Católica de Lovaina y fundador del Centro de Estudios e Investigaciones sobre el Mundo Árabe Contemporáneo. Ha sido miembro del Grupo de Altos Expertos sobre Política Exterior y Seguridad Común Europeas (Comisión Europea) y ha publicado casi treinta libros. Sus palabras consiguen hacerte partícipe del horror y la confusión que vive el mundo islámico, del estupor que causa ver una vida truncada por haber nacido musulmán o de la incapacidad de sentir el optimismo en la mirada de sus hermanos palestinos.

Khader insiste en la urgencia de entender al mundo árabe y musulmán de otra forma que no sea en términos de amenaza o invasión y se muestra preocupado ante la islamofobia que cada vez gana más visibilidad. “La presencia de unos veinticinco millones de musulmanes en los veintiocho países de la Unión Europea está planteando hoy debate, miedo y odio. Nunca antes habíamos presenciado este clima de sospechas mutuas entre musulmanes y el resto de sociedades europeas. Cada vez hay más temor y antagonismo hacia estos ciudadanos europeos vistos como una amenaza para las identidades nacionales, para la seguridad interna y para el tejido social. Al mismo tiempo los musulmanes están convencidos de que la mayor parte de los europeos rechazan su presencia y denigran y ridiculizan su religión”. ¿Cómo puede Europa lograr la integración musulmana? ¿El extremismo tiene su origen solo en la fe? ¿Nos queda mucho por saber sobre el mundo islámico? Estamos ante un camino difícil, el reto está en saber articular respuestas coherentes.

También alza la voz contra los países musulmanes a los que culpa del deterioro de su imagen: “No pueden limitarse a rehuir sus responsabilidades sugiriendo que la islamofobia es una especia de enfermedad incurable de Occidente. Los terroristas y yihadistas del Estado Islámico o Al Qaeda, por ejemplo, no representan al verdadero islam, incluso mancillan su imagen porque es una religión de paz”.

Khader está de paso por Madrid con motivo de la presentación del libro “La búsqueda de Europa. Visiones de contraste”, editado por BBVA, y apela al despertar ético a través de un mensaje sencillo: “En Europa se están quedando a vivir numerosos musulmanes y esta población crecerá en los años venideros. En vista de esta realidad, los países europeos deberían hacer todo lo posible por fomentar su integración y los propios musulmanes deberían hacer también los deberes demostrando su apego y lealtad a sus nuevas patrias”. El reconocimiento mutuo es más necesario que nunca.

Un intelectual que entona una verdad incómoda, denuncia el fracaso de Occidente y la cobardía que tanto practicamos. Anima a acabar con la furia y el sinsentido en el que estamos embarcados abandonando los estereotipos: “la descontaminación mental es más necesaria que nunca para construir un discurso nuevo". Sus palabras son un alegato para inventar una nueva política porque “Europa se ha quedado sin narrativa”.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?