¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

LA OPINIÓN DE PEPA BUENO

Tareas pendientes

En el día después del alivio por la victoria de Macron, las tareas para él y para la Unión Europea se acumulan en el intento de frenar a la extrema derecha. Aunque los europeos las podemos enfrentar un poco más tranquilos con el triunfo del europeísta

Emmanuel Macron ha ganado con holgura las elecciones y este lunes comienza con una sensación de alivio en Francia y en el resto de Europa. Alivio y a continuación plena conciencia de que no se puede perder ni un minuto en autocomplacencia. Se ha levantado un dique frente a la extrema derecha y frente a los que quieren destruir el proyecto europeo. Pero diez millones de franceses han votado por Marine Le Pen y es imposible pensar que en Francia hay ahora mismo diez millones de fascistas.

Detenerse en las causas profundas que provocan el auge electoral de soluciones demagogas y racistas es la primera tarea, urgente. Hay que mirar de frente a lo que alimenta al monstruo o el monstruo seguirá creciendo. No se le puede pedir a los franceses "vótenme en nombre de grandes ideales y ahora que me han votado, malas noticias: su ascensor social seguirá bajando, las reformas conllevan sacrificios que recaen siempre sobre los mismos hombros, muchas gracias por los servicios prestados y hasta las próximas elecciones".

Pero por fortuna parece que Macron lo ha entendido. Anoche se dirigió específicamente a los votantes de Le Pen para decirles que va a trabajar para que no tengan razones para volver a votarla. 

Fue una alegría anoche oírle decir al nuevo presidente que defenderá Europa, tan necesitada como está de defensores. 

Macron es una incógnita pero la historia lo ha puesto al frente de la segunda economía de la zona euro en un momento trascendental de cambios, cambios de los que él es buen reflejo: un hombre solo, con un movimiento que ha ido haciéndose a su paso y en tiempo récord, ajeno a la cultura de partido -y ojo, esto no es necesariamente bueno, porque los partidos son el instrumento de la democracia- , y un hombre dispuesto asegura a trascender las etiquetas para buscar amplios consensos. Ojalá.

En el día después del alivio, las tareas se acumulan aunque los europeos las podemos enfrentar un poco más tranquilos.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?