¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

TRAMA RUSA

El FBI investiga a una persona muy cercana a Trump en sus pesquisas sobre Rusia

El FBI ha identificado a un funcionario de la Casa Blanca cercano a Trump como 'persona de interés' aunque aún no se ha revelado su identidad

Donald Trump antes de despegar rumbo a Arabia Saudí, la primera parada de su gira internacional. / ()

 El FBI ha identificado a un funcionario de la Casa Blanca cercano al presidente, Donald Trump, como "persona de interés" en la pesquisa sobre Rusia, según informa The Washington Post.

El rotativo capitalino, que cita "fuentes familiarizadas" con la investigación, no revela la identidad de la persona en cuestión. Esas fuentes, sin embargo, sí detallaron que las pesquisas del FBI siguen centradas en las personas que tuvieron influencia durante la campaña presidencial, pese a que ahora se esté investigando a este funcionario de la Casa Blanca.

Uno de los principales investigados sigue siendo Michael Flynn, el que fue asesor de seguridad nacional de la Casa Blanca durante las primeras semanas de la era Trump, forzado a dimitir después por mentir sobre sus contactos con el embajador ruso en Washington.

El Comité de Inteligencia del Senado, que también investiga los posibles nexos de la campaña de Trump con Rusia, ha pedido a Flynn que comparezca en el organismo, pero este se ha negado a colaborar con las pesquisas sin previa impunidad.

James Comey declarará en el Senado

El que sí que va a declarar ante el Senado es el exdirector del FBI James Comey. Comey, despedido repentinamente hace diez días por el presidente Donald Trump, ha aceptado declarar en una audiencia pública ante el Comisión de Inteligencia de la cámara,  según han anunciado los jefes republicano y demócrata de la comisión de Inteligencia de esa cámara.

La comparecencia aún no tiene fecha pero no será antes del 29 de mayo, Día de los Caídos en Estados Unidos. Para entonces, Trump ya habrá vuelto de su gira internacional que ha empezado este viernes, y que le llevará por Arabia Saudí, Israel, el Vaticano, y por las cumbres del G7 en Sicilia (Italia), y de la OTAN en Bruselas.

El despido de Comey, el 9 de mayo, cuando sus servicios investigaban los eventuales lazos entre integrantes del equipo de campaña de Trump y Rusia, sacudió a Washington, y las reacciones a esta decisión, inhabitual en un presidente de Estados Unidos, continúan agitando a la Casa Blanca.

Desde entonces el exjefe del FBI ha permanecido en silencio. Potencialmente explosiva, la audiencia pública tendrá lugar después del último fin de semana de mayo, precisaron ambos integrantes de la comisión de Inteligencia del Senado en un comunicado publicado unas horas antes del inicio del primer viaje de Trump al extranjero.

Fugas de información a la prensa

Desde el despido de Comey, las fugas de información a la prensa y los efectos teatrales se encadenan en Washington. The New York Times afirmó el martes que el presidente habría presionado a Comey para que archivara la investigación sobre Michael Flynn, efímero asesor del jefe de Estado en asuntos de seguridad nacional, sospechado de contactos con Moscú. Comey se habría negado a ello y habría consignado esa conversación en un memorando. Asimismo, el periódico reveló que Trump había calificado el 10 de mayo de "loco" a Comey, un día después de haberlo despedido, durante un encuentro con el canciller ruso, Serguei Lavrov, en el Salón Oval.

Además, la Casa Blanca recibió otro golpe el miércoles de noche cuando se nombró un investigador especial, que dispondrá de gran autonomía, para hacerse cargo de la pesquisa sobre la presunta injerencia rusa. Una decisión que Trump criticó vivamente e hizo referencia a una "caza de brujas".

Cargando