¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

La Bella y La Bestia

La fiebre de la taza: ¡de 6 euros a 60!

Primark puso el producto a la venta pero se agotó y ahora hay una importante actividad relacionada con su reventa

 En 1994 la compañía cinematográfica Disney estrenó una de sus películas más taquilleras y famosas: La Bella y La Bestia. Un filme basado en un cuento tradicional francés que narra la historia de un Príncipe que junto a su corte están malditos. Para poder deshacer el hechizo el Príncipe debe enamorarse y así todos volverán a su forma humana: el Príncipe está transformado en bestia y los sirvientes en diversos utensilios de cocina y decoración.

Pero, ¿qué tiene que ver esta película con el consumo? Más de lo que creemos. El pasado mes de marzo se estrenó la versión en acción real protagonizada por Emma Watson y Dan Stevens. Tal era la fiebre que la franquicia de ropa low-cost, Primark, se unió a ella informando de que, junto al estreno, pondrían a la venta la taza de Chipel niño transformado en una taza de té. Y por supuesto, ante tal fiebre que ha desembocado en una importante de reventa en SER Consumidor decidimos indagar sobre este tema en el último programa.

La película se estrenó el 17 de marzo, pero la taza se retrasó. Los fans han tenido que esperar hasta dos meses para poder comprar la taza de Chip que se puso a la venta el 22 de mayo. Pero no duraron mucho ya que, por ejemplo, en el Primark de Gran Vía (Madrid) se agotaron 400 unidades en menos de un minuto. Una situación que se repitió en los distintos Primarks de España y como resultado de esa fiebre la taza está completamente agotada.

Pero ¿por qué se ha dado esta situación? Juan Carlos Alcaide, profesor de Marketing del ESIC, dio su opinión profesional en el último programa de SER Consumidor: “El elemento más llamativo que da el éxito a la compaña es la escasez. Se sabe que es un artículo de producción limitada. Es el efecto exclusividad y el efecto serie limitada”.

Otro de los motivos que han dado lugar a su triunfo es el llamado ‘efecto gregario’. “El efecto gregario es el comportamiento de imitación de lo que hacen otras personas”, explicó el profesor de Marketing. “Estás en Primark y ves que hay algunas que se han enterado de que hay un producto de serie limitada y se ponen a pegarse y hacer fila. Y eso provoca que otras personas quieran imitarlo”, añadió Alcaide.

La cuestión no es que hubiera más demanda que oferta, sino que Primark no limitó las unidades. Ahora la taza, que antes valía seis euros, cuesta cinco y solo se pueden adquirir dos unidades por persona. Sin embargo, Primark solo ha confirmado que la repondrán pero no cuando. Al igual que tampoco ha querido facilitarnos datos de venta o una fecha aproximada.

No obstante, la taza de Chip no solo desató la locura entre los fans sino que algunas personas se han aprovechado de la situación. Una actividad que ha dado lugar a la reventa por aplicaciones como Wallapop o webs como Amazon o Ebay. Lugares donde el producto puede encontrarse desde los 20 hasta los 60 euros.

Cristina Maroto, asesora jurídica de ASGECO, nos confirmó que “es la reventa de toda la vida”. “Hay mucha gente que, al entender que se ha agotado, lo que hace es especular con la oferta y la demanda, pero no hay más”, dijo a SER Consumidor.

Sea como sea, la taza de Chip no ha vuelto y no sabremos cuándo lo hará. Solamente nos queda una oleada de fans indignados en las redes sociales que no están dispuestos a pagar esos precios.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?