¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

LAS BATALLITAS DEL CINE ESPAÑOL

El triunfo del “concepto”

Hace 20 años, el 20 de junio de 1997, se estrenó “Airbag”, de Juanma Bajo Ulloa, un film que fue un auténtico bombazo en las taquillas españolas.

La irrupción de Juanma Bajo Ulloaen el cine español no pudo ser más espectacular. En 1991 y con sólo 24 años ganó la Concha de oro del Festival de San Sebastián por el primer largometraje que dirigía, “Alas de mariposa”, una fábula tierna y terrible sobre una niña que no se sentía querida por su madre. Su segunda película fue “La madre muerta”, otro cuento violento protagonizado por Karra Elejalde y Ana Álvarez, pero en esta ocasión la crítica la recibió con división de opiniones. Quizá por ello con su tercera película Bajo Ulloa decidió cambiar radicalmente de estilo. En lugar de hacer una película intimista y simbólica como las anteriores, rodó una road-movie desmadrada, llena de tiros, persecuciones, acción y humor.

“Airbag” contaba la historia de un joven interpretado por Karra Elejalde que está a punto de casarse con una chica rica. En la despedida de soltero pierde el anillo de compromiso en un prostíbulo y, junto con sus amigos, se lanza a recuperarlo. Ese argumento se mostraba en un espejo deformante en donde se reflejaban los excesos y las miserias de una parte de la sociedad. Lo más cutre y chabacano que hay en nosotros y que tarde o temprano acaba por aflorar.

La historia se le había ocurrido al propio Karra Elejalde y él junto con el actor Fernando Guillén Cuervo y Juanma Bajo Ulloa escribieron a seis manos el guión. Uno de los productores del film fue el cocinero Karlos Arguiñano. Un Karlos Arguiñano que protagoniza una de las escenas más desternillantes y recordadas del film: la de la tortilla rusa. Los comensales saborean una serie de tortillas, una de las cuales tiene una seta venenosa. El que quede vivo se lleva 60 millones de pesetas.

“Airbag” es una comedia de acción, con un ritmo trepidante. Muchas escenas tienen lugar en la carretera. Un recorrido sin frenos por distintas partes de la geografía española. Vemos un lendakari negro y narcotraficantes gallegos y portugueses, prostíbulos, guardias civiles, una serie de personajes y de diálogos que han quedado en el recuerdo de los espectadores. Uno de ellos es Pazos, el gallego que interpreta Manuel Manquiña por el que consiguió una candidatura a los Goya como actor revelación.

Santiago Segura hace de un político pederasta, Albert Pla tiene un pequeño papel de cura y en la película también intervienen actores como Alberto San Juan, María de Medeiros o Paco Rabal.

Cuando se estrenó “Airbag” fue vapuleada por la mayoría de críticos de este país. Ángel Fernández Santos escribía en El País: “Las dos horas de Airbagdesarrollan una ocurrencia cómica cuya eficacia se agota en media hora. Una vez pasada la eficacia del enganche inicial, la película comienza a desmoronarse y hacia la mitad de su duración se desploma. Y no se sostiene porque lo primero que debiera sostenerla, el guion, es un endeble andamio de sucesos deficientemente construidos.” Sin embargo, en las taquillas funcionó como un tiro. Recaudó 7 millones de euros con más de dos millones de espectadores. Ganó dos premios Goya, al mejor montaje y a los mejores efectos especiales.

Ante tal éxito se pensó enseguida en una segunda entrega. Karra Elejalde tenía en la cabeza cómo debía comenzar esa continuación pero Juanma Bajo Ulloa siempre se negó a hacerla. “Airbag” influyó sin embargo en películas posteriores. Karra Elejalde y Fernando Guillén Cuervo escribieron y dirigieron “Año Mariano” y los films de “Torrente” de Santiago Segura deben mucho al estilo de “Airbag”. Pero el éxito de la película no sirvió para que afianzar la carrera de Juanma Bajo Ulloa.

Su idea de llevar las aventuras del Capitán Trueno se quedó en agua de borrajas y otros proyectos no vieron la luz. Bajo Ulloa desapareció del primer plano del panorama cinematográfico español al que regresó brevemente en 2005 para estrenar “Frágil”, una nueva fábula sobre la belleza y la fealdad que recuperaba el espíritu de sus dos primeros largometrajes. Cuando presentó esa película aseguró que era la última que dirigía. Pero no lo fue. En 2015 estrenó “Rey gitano” que tenía muchísimos puntos en común con “Airbag”, aunque pasó bastante desapercibida por las taquillas. Hace unos meses volvió a ser noticia. Se publicó que había intentado vender al Goya al mejor guion que ganó por “Alas de Mariposa”. Él, medio en broma lo negó.

Juanma Bajo Ulloa, 20 años después de su gran éxito, sigue intentando encontrar su lugar dentro del cine español.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?