¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

El Faro de Patiño

Los socialistas franceses buscan un "Lázaro"

El PS será dirigido por una gestora hasta el congreso de refundación de 2018. O encuentra un hueco entre Macron y Melenchon o corre el riesgo de desaparecer

"Necesitábamos un comando y tenemos al ejército de Pancho Villa". Este es el comentario de un dirigente ante la lista de 16 miembros que componen la gestora que debe llevar al Partido Socialista hasta el congreso de refundación en 2018. La situación es tan desesperada que el primer secretario, Jean Christophe Cambadelis, que había anunciado su dimisión la noche de las elecciones legislativas, continuará hasta septiembre.

"Camba", como se le conoce en el partido, es un antiguo fiel de Strauss-Kahn. Una de las familias tradicionales, junto con los "holandistas" que no han desertado del partido, a diferencia de Manuel Valls y del candidato a la elección presidencial, Benoit Hamon. Incluso la alcaldesa de París, Anne Hidalgo, respaldada por su mentora, Martine Aubry y la exministra de Justicia, Christiane Taubira, ha montado su propio movimiento de cara a la presidencial de 2022.

Se plantea, incluso, cambiar de nombre al partido y vender su sede histórica. Pero "Camba" cree que entre la derecha de Valls y la izquierda de Hamon hay un hueco para presentar un proyecto socialdemócrata que critique el dirigismo reformista de Macron y el populismo izquierdista de Melenchon. 80.000 militantes esperan la resurrección.

Cargando