¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

LA OPINIÓN

El huevo y la gallina

El PDeCat se salta esta pantalla, la de la respuesta que se espera en Moncloa antes de las diez, y va a la siguiente, la siguiente pantalla: si el gobierno aplica el 155, dicen, se declara la independencia

El independentismo catalán da por hecho que la segunda respuesta de Puigdemont al Gobierno -la que vamos a conocer de un momento a otro- no dirá que no declaró la independencia en su confusa intervención de hace una semana en el pleno del Parlament. Ni tampoco que finalmente se decidirá a llamar a votar de forma legal a los catalanes, a todos los catalanes, en unas elecciones autonómicas. Lo da por hecho porque, tras reunirse anoche, el PDeCat se salta esta pantalla, la de la respuesta que se espera en Moncloa antes de las diez, y va a la siguiente, la siguiente pantalla: si el gobierno aplica el 155, dicen, se declara la independencia.

Y eso que, contra lo que dicen la propagada independentista y alrededores, parece evidente que nadie, excepto Ciudadanos, tiene ganas de aplicar el artículo 155 de la Constitución, que nos adentra en un terreno desconocido. Desde el gobierno y el PSOE se multiplicaron las llamadas a Puigdemont para que busque una salida que no dañe más a Cataluña. Se lo dijeron explícitamente: no habrá 155 si llama a los catalanes a votar en unas elecciones legales que desatasquen la situación.

La propia secuencia del requerimiento, en dos plazos, con una semana para responder, y que Rajoy mantenga hoy su agenda y asista al Consejo Europeo, todo parecía indicar que se quería estirar el tiempo todo lo posible para que Puigdemont recapacite. Veremos qué pasa a partir de hoy.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?