¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

"El cine español se ha contado desde el patriarcado"

  • El Foro Mujeres y Cine Español ha presentado un informe sobre la situación de la mujer en el cine
  • Entre las propuestas se encuentra el pedir más acciones positivas en las ayudas a mujeres cineastas
  • CIMA y la Academia estudian crear un espacio que recoja las posibles denuncias sobre acoso a mujeres en la industria del cine

No pueden representarse a sí mismas, deben ser representadas. Esa frase de Karl Marx, sobre la clase trabajadora, se hace extensible a la situación de la mujer como creadora de historias y relatos desde el mundo cinematográfico. Claro que hay mujeres directoras, pero su número sigue siendo escaso. Solo una directora ha ganado el Oscar, Kathryn Bigelow. Por eso, la directora Cristina Andreu y representante de CIMA, la asociación que aglutina a las mujeres cineastas, diagnosticaba que el cine español ha sido, por lo general, un relato contado desde el patriarcado y, por tanto, una total ficción.

Contra el abuso a las mujeres

CIMA y la Academia de Cine han planteado la creación de un espacio que pueda recoger las posibles denuncias de mujeres dentro de la industria cinematográfica sobre casos de acoso sexual y abuso de poder, similares a los ocurridos en Estados Unidos con el productor Harvey Weinstein. "No tenemos claro qué tipo de espacio, pero sí que las actrices y el resto de profesionales artísticas y técnicas puedan tener un lugar al que acudir en caso de ocurran situaciones similares", ha explicado la directora Cristina Andreu, una de las participanes en este foro.

Por eso, la Seminci de Valladolid, primer festival en nuestro país con el mismo número de mujeres directoras que hombres en sección oficial, algo poco habitual, acoge el Foro Mujeres en el Cine Español. Un encuentro en el que participan mujeres pertenecientes a todas las categorías laborales de la industria del cine, periodistas y profesoras de universidad y que pretende hacer una fotografía de la situación de la mujer en el sector y presentar una serie de medidas para lograr la ansiada igualdad.

La situación del cine es de desigualdad. Lo vemos cada año en las nominaciones a los Goya, lo vemos en la cartelera y lo vemos en la nómina de directoras españolas que apenas llegan a los festivales. En este foro, CIMA ha presentado los datos relativos a las ayudas que el ICAA -el instituto de cinematografía que depende del Ministerio de Cultura-, en las que hay un gran desequilibrio con respecto a las mujeres.

En 2016 solo tres películas dirigidas por mujeres recibieron financiación pública, frente a las 28 dirigidas por hombres. En las producciones subvencionadas solo hay dos directoras de fotografía, tres guionistas, siete montadoras. En categorías más técnicas el desequilibrio es todavía menor, no hay ninguna compositora, ni nunca mujer que se encargue de los efectos especiales. Las ayudas del ICAA se reparten en función de las puntuaciones que obtienen los proyectos presentados, de acuerdo con una serie de requisitos.

Entre los requisitos que dan puntos se encuentra la dirección novel o la presencia de mujeres en una película, para lo que se dan hasta 10 puntos sobre cien. El problema, denuncian desde CIMA, es que la presencia de la mujer puede ser o la contable o estar en categorías tradicionalmente asociadas a mujeres, como vestuario o maquillaje, pero no a las que atañen a la configuración del relato.

Ante estos datos y la poca proporcionalidad, han elaborado una serie de medidas que presentarán al ICAA para paliar este desequilibrio. Por ejemplo, otorgar mayor puntuación a aquellas películas que tengan muchas mujeres en puestos de responsabilidad y no en cualquier categoría. Que el límite de ayudas para da una película pueda llegar al 70 por ciento, siempre que esa producción conceda puestos de responsabilidad a las mujeres. O que se conceda más puntos a películas que tratan la violencia de género.

También han detectado que en muchas producciones se añade a una mujer en categorías donde el profesional es un hombre para obtener mayor puntuación en el sistema de ayudas. Por ejemplo, es muy habitual añadir a una mujer en la categoría de guion, cuando el autor del libreto es un hombre para arañar más puntos. En este caso, CIMA propone dar solo medio punto y no el punto entero.

También se plantea la necesidad de que las cuotas femeninas vayan acompañadas de estímulos. Es decir, uno de los problemas que tienen las mujeres directoras en el cine español es que pueden realizar su primera película, puesto que tienen ayudas a las operas primas, pero no consiguen que los productores vuelvan a confiar en ellas para una segunda o tercera película; mientras que sí lo hacen con los directores. De manera que las mujeres debutan en el cine pero no pueden seguir en él.

La presencia de mujeres en la dirección no es un capricho, repetían las profesionales participantes en este foro, sino una necesidad; puesto que se trata de la mitad de la población. Si el relato solo lo cuenta una parte, habrá una falta de representación. "Nos estamos tragando una ficción de la mitad de la población", insistía Chus Gutiérrez. El resultado es la escasez de historias sobre mujeres y una cantidad de estereotipos sobre la mujer abrumadores, como denunciaban en el foro. Por ejemplo, los relacionados con la belleza femenina, que en el cine se ajusta a un modelo de delgadez y juventud establecido e inamovible en lo audiovisual.

Esto genera que las actrices, cuando pasan de los 30, empiecen a tener problemas para encontrar papeles, o que las mujeres en el cine cobren mucho menos que los hombres, como denuncia CIMA. "La realidad va por delante de la ficción, la ficción no nos representa", denunciaba la directora Chus Gutiérrez, que daba el dato de que por cada cuatro personajes masculinos, solo uno es femenino.

Además, entre las conclusiones de este foro, se encuentran la demanda a los medios de comunicación para que introduzcan una perspectiva de género en la crítica de cine, tanto si la escriben hombres o mujeres. Por último, se ha insistido en que se continuará con la creación de foros y encuentros con participación de hombres y mujeres en favor de la igualdad.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?