¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

PALMERAS SALVAJES

¿Nunca llegarás a dónde?

Turing es un milagroso producto de todo lo malo de su época, incluida la guerra. Fue perseguido y aplastado por ser homosexual, se suicidó tras ser condenado y castrado. Con las notas de sus profesores podemos intuir cómo empezó la vida de un héroe

Si un profesor te dice cuando eres un crío que “nunca llegarás a nada”, como le dijo un profesor a Alan Turing en unas calificaciones que ahora se exponen en un museo (como para no exponerlas) es que quiere compañía.

 Entre otras razones supuestamente negativas le dicen también que sus ideas son muy vagas. Pero es que precisamente con las ideas vagas se puede hacer cualquier cosa. Si con 17 años no tienes ideas vagas es probable que las tengas a los 60; una idea vaga es una idea flexible, moldeable, susceptible de crecer y ajustarse hasta conformar una gran idea.

Mira, el trabajo más difícil de un chico, y de un adulto, es distinguir los juicios personales de los que no lo son. Los profesores de nuestra generación tenían una forma muy delicada de decirnos que no teníamos nivel: necesita mejorar. Un profesor forma a un alumno desde la construcción, no desde la destrucción. Eso quiere decir que si haces algo mal, o simplemente eres malo en algo, lo que deberían decirte es “puedes hacerlo mejor”, no "es imposible hacerlo peor”.

Turing es un milagroso producto de todo lo malo de su época, incluida la guerra. Fue perseguido y aplastado por ser homosexual, se suicidó tras ser condenado y castrado. Con las notas de sus profesores podemos intuir cómo empezó la vida de un héroe de la IIGM y un genio del siglo XX; con su muerte sabemos cómo acabó y por qué acabó. Al contrario que tantos, su vida sirve tan bien de ejemplo como su obra.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?