¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Un entrenador virtual para enfermos de ictus y párkinson

El hospital de Cruces (Vizcaya) participa en un proyecto europeo para el desarrollo de una plataforma que controle diariamente a pacientes con enfermedades neurodegenrativas y cardiacas

El dispositivo (Vcare), aún en fase de desarrollo, estará integrado en una plataforma que tiene como objetivo ayudar a personas que hayan sufrido un ictus, padezcan párkinson o tengan una dolencia cardiaca, en su rehabilitación diaria. /

Parecido a un entrenador, pero virtual. El dispositivo (Vcare), aún en fase de desarrollo, estará integrado en una plataforma que tiene como objetivo ayudar a personas que hayan sufrido un ictus, padezcan párkinson o tengan una dolencia cardiaca, en su rehabilitación diaria. "El dispositivo, que nunca va a llegar a sustituir la labor de los especialistas, es detectar riesgos relacionados con la enfermedad: caídas, problemas de memoria y cardiacos", explica el doctor Íñigo Gabilondo, miembro del equipo investigador del Grupo de Investigación de Enfermedades Neurodegenerativas de Biocruces.

El hospital de Cruces, en Vizcaya, participa en este proyecto a nivel europeo y se encarga de la línea de investigación neurológica. En total, 13 centros de Alemania, Austria, Bélgica, Dinamarca, España, Italia y Rumania. De estos, cuatro son centros clínicos (Cruces, y centros de Italia, Dinamarca y Rumania) y el resto son centros tecnológicos donde se va a desarrollar el dispositivo. "La primera fase comenzó este año, en enero. Es la fase del diseño. La segunda y la tercera estarán centradas en probar la plataforma en el propio hospital y la última fase en el domicilio", dice el doctor Gabilondo.

Funcionará en un dispositivo móvil portátil (similar a un teléfono móvil) y mediante sensores se podrá monitorizar a los pacientes, por ejemplo con camisetas que lleven sensores integrados que recojan la información de los pacientes al caminar, frecuencia cardiaca, temblores, rigidez, caídas, etc. El clínico recibirá directamente esta información sobre el estado físico y cognitivo del paciente "es una información cuantificada y objetiva, que no está condicionada por el sesgo objetivo del paciente, que es importante, pero hay una información que no captamos que es la que tiene lugar día a día. El paciente estará controlado minuto a minuto".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?