El caserío de las negociaciones secretas

Encuentro con Peio Rubio Urbieta, propietario del caserío Txillarre (Elgoibar) donde se reunieron Arnaldo Otegi, líder de Batasuna, y Jesús Eguiguren, presidente de los socialistas vascos

En torno al año 2001 comienzan a reunirse en secreto Arnaldo Otegi, hombre fuerte y portavoz de Batasuna, y Jesús Eguiguren, que en pocos meses será el presidente de los socialistas vascos. Lo hacen en el caserío de Peio Rubio, en Txillarre, en las faldas del valle de San Lorenzo (Elgoibar) Al principio son encuentros personales, al margen de los propios partidos políticos. Se representan a sí mismos. Los atentados terroristas y las detenciones de etarras o políticos del entorno de Batasuna no paran los encuentros. Con la llegada de Zapatero al gobierno, el trabajo realizado en Txillarre  sirve de base para las negociaciones con la banda terrorista ETA que desemboca en un alto el fuego indefinido y permanente, roto con el atentado en el aeropuerto de Barajas. "Txillarre"  también enseñó el camino para las conversaciones de Loyola a las que ya se incorpora el PNV.

Y esta es la historia vivida desde dentro por Peio Rubio

 

 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?