Carla Simón, la wonderwoman del cine español

La catalana Carla Simón, directora de 'Verano 1993' recibe el premio al joven talento del Women in Motion que se entrega en el Festival de Cine de Cannes

La edición número 71 del Festival de Cine de Cannes será recordada por el cine español por mucho tiempo. Primero por inaugurar el certamen con una película española, Todos lo saben, de Asghar Farhadi. Después por traer a tres directores a Cannes, Jaime Rosales con Petra, Arantxa Echeverría con Carmen y Lola y Raúl de la Fuente con Otro día más con vida. Por último, porque la película española del año, Verano 1993, y su directora, Carla Simón, reciben el premio al talento joven Women in Motion.

Se trata de un galardón que anteriormente han recibido las actrices Jane Fonda, Geena Davis y Susan Sarandon y que este año, además, recibe este mismo premio este año Patty Jenkins, la directora de la primera cinta de superhéroes protagonizada por una mujer, Wonderwoman. Women in Motion es una iniciativa lanzada en 2015 por Kering -grupo de empresas comerciales entre las que se encuentran Gucci, Yves Saint Laurent o Alexander McQueen- en colaboración con el Festival de Cannes, para tratar de visibilizar el trabajo de las mujeres en la industria del cine.

La situación de la mujer en el cine y el auge del feminismo también ha marcado este festival. "Es un momento muy bueno, pero no es suficiente, vemos en los festivales que hay muy pocas películas dirigidas por mujeres, y eso se cambia con políticas concretas. Creo que está muy bien que se hable de ello pero hay que ponerlo en práctica y lo normal es que, ya que somos el 50 por ciento contemos la mitad de las historias", decía Carla Simón en un encuentro con la prensa española en Cannes. "Por eso hacen falta medidas políticas encaminadas a solucionar esto", añadía.

Carla Simón ha liderado, sin pretenderlo, un movimiento no asociado de cineastas catalanas de su generación, la de los treinta, que realizan un cine con características similares, parten de lo local para contar historias universales. Elena Trapé ganó la Biznaga de Oro en Málaga con Las Distancias, Meritxell Colell estrenó en Berlín Con el viento, y Elena Martín sorprendió con Julia ist.

"En Cataluña hay dos escuelas de cine muy potententes, y yo creo que nos ayudamos entre nosotras. Es un impulso común, cuantas más mujeres cineastas haya dirigiendo tú poiensas pues yo también puedo hacerlo, por ejemoplo mis directores cineastas son mujeres", explica la directora de Verano 1993.

El premio que recibe en Cannes consiste en 50.000 dólares destinados a producir su próxima película. De momento ya tiene proyecto, aunque se encuentra en fase de escritura. "Va a ser en catalán porque no veo yo pasando de rodar en mi pueblo a irme a otro lado. Aunque he vivido cuatro años en Londres, me encantan los actores ingleses y no descarto en el futuro rodar en inglés. Pero poco a poco", adelantaba.

Sobre los nervios y la tensión ante el segundo proyecto, reconocía que la presión existe, sobre todo después del éxito de Verano 1993: "Es muy fuerte y es difícil igualar el recorrido de verano con cualquier cosa que haga, si va bien genial y si va mal, no es peor, cada película tiene su recorrido. Yo creo que uno tiene que ser fiel a lo que quieres contar y no solo tener proyeccción".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?