La opinión de Carles Francino

Tres buenas noticias

Estamos tan acostumbrados al ruido, al follón y a la bronca, que igual hemos perdido olfato para detectar cuando el viento sopla a favor

Estamos tan acostumbrados al ruido, al follón y a la bronca, que igual hemos perdido olfato para detectar cuando el viento sopla a favor. Yo creo que hoy, por ejemplo, hay motivos para estar satisfechos. Para sentir, como ciudadanos, un cierto orgullo e incluso algo de optimismo.

Es posible que sea un optimista irredento, o antropológico, ya lo sé; pero yo veo tres cosas: Primera, la sentencia de cárcel para Iñaki Urdangarín. Conclusión: ¡La justicia funciona! Puede ser lenta, a veces incomprensible, siempre opinable, pero está claro que funciona. Y acumulamos últimamente unos cuantos episodios que lo confirman, por si alguien tenía dudas.

Cadena SER / Cadena SER

Segunda: El gesto del Gobierno español de acoger a los inmigrantes del buque “Aquarius”. Conclusión: ¡La política existe! Y sirve para cosas concretas, por mucho que ahora se quiera emponzoñar el debate. Que si propaganda, que si de cara a la galería… Vale, vale, pero hay una solución para estas 600 personas y la Unión Europea, en su próximo consejo, no tendrá más remedio que abordar a fondo la cuestión.

Y tercera: Esta reconozco que es la más endeble, pero… ¿Y si resulta que dos zumbados como Trump y Kim Jong-un son capaces de eliminar el peligro nuclear en la península de Corea? Conociéndoles, sobre todo a Trump, no descarten que a esta hora lo esté desmontando ya todo a través de Twitter. Pero, como la esperanza es lo último que se pierde, disfrutemos de momento de los resultados de su reunión.

Uno, dos y tres motivos para sentirse bien. ¿No les parece que deberíamos celebrarlo?

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?