Por lo bajini

Mis colegas catalanes me cuentan que les duelen los oídos de escuchar a soberanistas de rompe y rasga suspirar por algún acuerdo que acabe con esta locura

La voz de Iñaki Gabilondo. / CADENA SER

Roberto Alcázar y Pedrín salieron de caza mayor a la búsqueda del elefante blanco y han regresado con un par de conejitos en el morral. Iban a por el plagio de la tesis del presidente y han vuelto con simples reparos a la calidad de esa tesis. Con esta oposición de bisutería no llegaremos a nada, me decía un empresario importante ferviente de Ciudadanos, pero me lo decía por lo bajini.

Alguien que tuvo galones en el Partido Popular me hacía una confidencia crítica también por lo bajini: "No hemos ganado nada poniendo pegas a la exhumación de Franco, fíjate lo que ha hecho Macron con las torturas en Argelia y nadie le ha acusado de abrir viejas heridas; y eso que allí hay una extrema derecha muy potente".

Ni les cuento a cuántos socialistas de pedigrí les he oído decir que a Pedro Sánchez La Moncloa le ha cegado, que comete un gran error al no convocar elecciones pronto o que lo de la venta de armas a Arabi Saudí es un monumento a la descordinación. Dicho todo esto por lo bajini.

Mis colegas catalanes me cuentan que les duelen los oídos de escuchar a soberanistas de rompe y rasga suspirar por algún acuerdo que acabe con esta locura. Por lo bajini, naturalmente. El escrito Fernando Aramburu día ayer en El Diario vasco decía que mucha gente de la izquierda abertxle me ha confesado que Patria le había gustado mucho. Lo decía en secreto, por supuesto. Es la segunda voz. Palabras que se pronuncian mirando a los lados por si hay moros en la costa. Como en los viejos tiempos. Cuánta racionalidad desperdiciada.

La voz de Iñaki Gabilondo / CADENA SER

Temas relacionados

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?