Once millones de españoles toman la calle para plantar cara al terrorismo

Gritos de "¿Quién ha sido, quién ha sido?"

Una riada humana -11 millones según la Policía- ha tomado las calles de toda España desde primeras horas de la tarde. En Madrid, más de dos millones de personas; en Barcelona, millón y medio. Bajo el lema "Con las víctimas, con la Constitución y contra el terrorismo", Madrid, secundada por el resto de ciudades y pueblos de España, ha salido a dar la cara a la barbarie del terrorismo tras la masacre sufrida en la capital.

La emocionada muchedumbre se dirigía a pie desde la Plaza de Castilla en el norte, o desde la la Estación de Atocha en el sur, hasta la Plaza de Colón. Desde la Plaza de Castilla hasta la de Colón hay más de tres kilómetros.

La gente llevaba paraguas por la lluvia intermitente que, desde primera hora de la tarde, caía sobre la capital. Mayoritariamente había jóvenes, muchos estudiantes y parejas que querían expresar su condena a los atentados y solidarizarse con las víctimas.

"Yo estoy aquí por lo del tren" dice Sara, con sus siete años recién cuumplidos. Ha venido con sus padres. No entiende del todo lo que pasa; está asustada en parte. Nunca habia tenido medio millón de personas a su alrededor.

LA MAYOR MANIFESTACIÓN JAMÁS VISTA

Según el Delegado del Gobierno, Francisco Javier Ansuategui, 2.300.000 madrileños se han manifestado en las calles. La de Madrid ha sido la más multitudinaria contra el terrorismo celebrada en España.

La segunda en número de participantes fue la que se produjo el 23 de enero de 2000, también en Madrid, fecha en la que se manifestaron 1.100.000 personas.

MADRID EN LA CALLE, BAJO LA LLUVIA

La plaza de Colón y otras tantas plazas a su alrededor están repletas de gente. En la esquina de Génova se han situado los estudiantes universitarios, que portan una pancarta en la que puede leerse "Universidad contra el terror".

También el Paseo del Prado y la Plaza de Atocha se encontraban totalmente colapsados por las personas que llegaban desde la zona sur de Madrid, formando una muchedumbre difícil de cuantificar debido a que todo el Paseo de la Castellana, desde Rubén Darío hasta Atocha, era una enorme y continua masa de paraguas.

PERSONAS Y PERSONALIDADES

El Príncipe Don Felipe y las Infantas Doña Elena y Doña Cristina se sumaron a la multitudinaria manifestación acompañando al jefe del Gobierno, José María Aznar, y al presidente de la Comisión Europea, Romano Prodi.

La llegada de estas altas personalidades a la cabecera de la manifestación fue recibida con una mezcla de aplausos y silbidos por parte de la multitud congregada en el lugar bajo el lema "Con las víctimas, con la Constitución y contra el terrorismo".

Es más, la Familia Real ha tenido que esperar diez minutos bajo la lluvia ante de iniciar la marcha. Don Felipe llegó a las 19.25, pero la cabecera no arrancaba hasta diez minutos después. Hubo que esperar. La causa: el retraso del primer ministro italiano, Silvio Berlusconi.

Junto a la pancarta de la cabecera de la marcha figuraban los líderes del PP, Mariano Rajoy; del PSOE, Josè Luis Rodríguez Zapatero; y de IU, Gaspar Llamazares.

RAÚL Y GUTI, DOS MÁS

A ellos se les unieron los secretarios generales de CCOO y de UGT, el presidente de CEOE; o el responsable de política de defensa y seguridad de la UE, Javier Solana. También, los futbolistas del Real Madrid Raúl y Guti, junto al director deportivo del club, Jorge Valdano, y el presidente del equipo blanco, Florentino Pérez.

Algunos de los participantes en la manifestación portaban sus propias pancartas, con lemas como "Terrorismo no", "Ni en Madrid ni en el mundo. Nunca más" y "¿Quién y por qué?". Muchos manifestantes llevaban pegatinas con frases en favor de la paz y contra el terrorismo.

BARCELONA TAMBIÉN SE QUEDA PEQUEÑA

En Barcelona también el escenario se ha quedado pequeño. En las inmediaciones de la confluencia del Paseo de Gracia con la calle Aragón de Barcelona son miles las personas que participan en la protesta de repulsa a los atentados de Madrid. Al final, 1.500.000 personas se han manifestado.

El lema de la manifestación será "Catalunya amb les víctimes de Madrid, contra el terrorismo, por la democrácia i la Constitució" (Cataluña con las víctimas de Madrid, contra el terrorismo, por la democracia y la Constitución).

En el centro de la cabecera se encontraba el presidente de la Generalitat, Pasqual Maragall. A su derecha, se encontraba el alcalde de Barcelona, Joan Clos, el secretario general de ERC, Josep Lluís Carod-Rovira, y representantes de los partidos catalanes y del Gobierno catalán.

RATO Y PIQUÉ, A LA CARRERA

Al final de la marcha, el vicepresidente y ministro de Economía, Rodrigo Rato, y el presidente del PP catalán, Josep Piquè, fueron increpados por un grupo de ciudadanos. Piquè, visiblemente enojado, replicó a los manifestantes que lo increpaban con un gesto en que tildaba de locos a los que los acusaban de "asesinos".

Ambos, y el dirigente popular en el Ayuntamiento de Barcelona Alberto Fernández Díaz, tuvieron que ser protegidos y conducidos hasta un aparacmiento público cercano.

SEVILLA ACABA ANTES DE TIEMPO

En Valencia, como casi en el resto de España, se han batido todos los récords. En la capital del Turia un millón de personas se han manifestado contra el terrorismo.

La manifestación en las calles de Sevilla tuvo que anticipar el final de su recorrido debido a la afluencia masiva de personas impedía seguir avanzando a los participantes. Unas 700.000 personas han salido a la calle.

En Zaragoza, la ciudadanía colapsó las grandes arterias bajo una lluvia fina. Alrededor de 400.000 escucharon al Justicia de Aragón, Fernando García Vicente, valedor de los ciudadanos aragoneses, arremeter contra "el dolor, el horror, la barbarie".

Más de 250.000 vallisoletanos, según fuentes de la Delegación del Gobierno en Castilla y León, se manifestaron esta tarde por las calles de la capital en una movilización histórica en cuanto al número de participantes.

Una multitudinaria manifestación también recorrió el centro de Oviedo. Según fuentes policiales, congregó a más de 300.000 personas.

En Córdoba, entre 180.000 y 200.000 personas dijeron en Córdoba "no" al terrorismo en la que fue la mayor manifestación de la historia de esta provincia.

EN TODA ESPAÑA...

En todas las ciudades y pueblos de España las convocatorias han sido seguidas de forma masiva. Como ejemplo, las 150.000 personas que se han concentrado en Palma de Mallorca. Es la manifestación más grande que se recuerda en las Islas Baleares.

En Ourense entre 65.000 y 70.000 personas, según la Policía Local se han manifestado. En Lugo, unas 40.000 personas se concentraron en una de las mayores manifestaciones de la historia de la ciudad. Esta cifra supone la mitad de su población.

De igual modo, en Ceuta han salido a la calle a mostrar su rechazo a los atentados de Madrid unas 35.000 personas, casi la mitad de la población de una ciudad de 72.000 habitantes.

En Mérida, y con la presencia del presidente la Junta de Extremadura, Juan Carlos Rodríguez Ibarra, 20.000 ciudadanos han tomado la calle. Miles de ciudadanos oscenses, 25.000 según la Policía Local, han secundado la manifestación de Huesca.

...Y FUERA DE ESPAÑA

En Berlín, cerca de dos mil personas desfilaron desde la Puerta de Brandeburgo hasta la Embajada española para expresar su solidaridad y condolencia a las víctimas de los atentados perpetrados en Madrid.

Más de 2.000 personas de la comunidad española se congregaron hoy frente a la Embajada española en la París, simultáneamente a las manifestaciones de solidaridad con las víctimas.

Más de 5.000 personas se congregaron en la plaza de la Bolsa de Bruselas en protesta por los sangrientos atentados. En Ginebra, más de un millar de personas se concentraron ante la sede europea de Naciones Unidas. En Londres, cerca de tres centenares de españoles se concentraron en la céntrica Plaza Trafalgar.

En Nueva York, centenares de españoles y neoyorquinos expresaron hoy su solidaridad con las víctimas de los atentados, durante una concentración silenciosa ante la sede del Instituto Cervantes.

Un manifestante: "Nuestro apoyo a todas esas familias que deberían estar aquí, igual que nosotros podríamos estar donde están ellos"

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?