Últimas noticias Hemeroteca

Rajoy dice que las "costumbres" que tienen que respetar los inmigrantes son la prohibición de la ablación y la poligamia

En una entrevista en Cuatro no aclara cómo solucionaría la inmigración ilegal: "Yo sólo haría una regulación uno a uno en la medida que cumplan la normativa vigente"

El líder del PP, Mariano Rajoy, ha dicho que el contrato de integración que ha propuesto para los inmigrantes existe en otros países de la UE en los que "ha funcionado bien", y ha asegurado que se trata de una "apuesta clara por la integración, el sentido común y por poner orden en una política donde hay desorden".

En una entrevista con Iñaki Gabilondo en Cuatro, Rajoy ha dicho que ese contrato de integración pretende que las personas que vengan a España tengan los mismos derechos y oportunidades que los españoles, pero también los mismos deberes y obligaciones.

Tras acusar al Gobierno de no de haber abordado este asunto con rigor y haber hecho una regularización "masiva" que provocó un "colosal" efecto llamada, apuntó que los inmigrantes deben asumir unos compromisos: cumplir las leyes españoles, pagar los impuestos, cumplir con las costumbres, hacer un esfuerzo de integración y "si no encuentran trabajo en un tiempo determinado, volver a su país".

Ha insistido en que ese contrato ya se aplica en muchos países de la UE -como Francia, Bélgica, Reino Unido y Holanda- y ha recordado que en marzo de 2006 los ministros de Asuntos Exteriores de esos países junto con los de Alemania, Italia, Polonia y España se reunieron en una cumbre informal para examinar la posibilidad de introducir un "contrato europeo de integración".

Regularlos "uno a uno"

"Si no ponemos orden, si no hacemos una apuesta clara y contundente por la legalidad y por la integración y luchamos contra la inmigración ilegal, podemos tener un problema grave en el futuro", advirtió el candidato del PP a la Presidencia del Gobierno.

Se refirió al 1.100.000 inmigrantes irregulares que hay en España producto, a su juicio, de la regularización de José Luis Rodríguez Zapatero y aseguró que él no llevará a cabo un proceso así.

"Yo sólo haría una regulación uno a uno en la medida que cumplan la normativa vigente en España", explicó, para, tras ser preguntado insistentemente, matizar que él no regularizará "de ninguna manera" a los 1.100.000 inmigrantes.

Respetar... ¿qué costumbres?

Al ser preguntado qué costumbres deberán respetar los inmigrantes, Rajoy señaló que hay que defender los derechos humanos, lo que pasa por evitar prácticas como la mutilación genital o la poligamia. "Es muy importante que las personas que quieren vivir en España se comprometan, igual que las que reciben la nacionalidad española se comprometen a cumplir la Constitución y las normas de nuestro país", resaltó.

'Caso Severo Ochoa'

Respecto a la polémica del caso Severo Ochoa, Mariano Rajoy, ha defendido que los tribunales de justicia "no entraron a decir" si en el caso de las supuestas sedaciones irregulares en el madrileño Hospital Severo Ochoa existía "buena o mala praxis" y que, en todo caso, él es "partidario de luchar por la vida de la gente".

Rajoy ha reconocido no haber seguido "muy de cerca" este tema por tratarse del gobierno de la Comunidad de Madrid. No obstante, ha aconsejado que se "viera bien" la sentencia y defendió que "los tribunales no han dicho ni que hubiera buena praxis ni que no la hubiera, simplemente no han entrado en el tema". Según Rajoy, la mala praxis en las sedaciones practicadas por el equipo médico de urgencias que fue despedido en el Severo Ochoa es defendida por "el Colegio de Médicos y la investigación que ha hecho la Comunidad de Madrid".

Aguirre y Gallardón

Rajoy también se ha referiado a la polémica entre Gallardón y Aguirre por la no inclusión del alcalde de Madrid en las listas del PP, el presidente del PP, Mariano Rajoy, ha asegurado que no debe caber "la menor duda" de que los dos políticos están unidos y con un enorme interés en ayudarle a ganar las elecciones del 9 de marzo. Rajoy ha negado que en la reunión que mantuvo con ellos para comunicarles que ninguno iría en las listas del PP para esos comicios, se dirigiera a ambos en los términos de que estaba harto de los dos.

Tras asegurar que les trasladó que debían cumplir sus compromisos con los madrileños, ha ratificado que Esperanza Aguirre le pidió en privado dejar la Presidencia de la Comunidad de Madrid para formar parte de la candidatura del partido para las elecciones del 9-M. Rajoy ha asegurado que la actitud de Gallardón y Aguirre no la percibía como una disputa entre ambos para disputarse su sucesión, sino como un enorme interés en darle a él apoyo para ganar las elecciones generales.

Rajoy intenta concretar su propuesta de deberes y costumbres que quiere imponer a los inmigrantes

¿Qué haría Rajoy con los inmigrantes iregulares?

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?