'Paquito chocolatero', la más entonada en 2007

La pieza musical más pinchada en discotecas y bares fue 'Labios compartidos', según la SGAE, de los mexicanos Maná

La Sociedad General de Autores (SGAE) estima recaudar 40 millones de euros en 2008 en compensación por las copias privadas, según la memoria anual presentada hoy. La pieza musical más interpretada en 2007 en vivo fue 'Paquito chocolatero', mientras que la más pinchada en bares y discotecas fue 'Labios compartidos', de Maná.

El informe anual de la SGAE ha revelado que los clásicos de la canción española son un éxito asegurado a la hora de interpretar sus piezas en público. Y es que entre las piezas musicales más interpretadas en vivo en 2007 figuran, por detrás de 'Paquito chocolatero', de Gustavo Pascual Falcó; 'Viva el pasodoble', de Manuel Alejandro; 'Islas Canarias', de José Tarridas y Juan Picot; 'Amparito Roca', de Jaime Texidor; y 'Y dieron las diez' de Joaquín Sabina.

Sabina repite en varios de los rankings elaborados por SGAE, como el que incluye a los discos latinos más vendidos en España. Aunque la lista aparece encabezada por 'Papito', de Miguel Bosé; 'Dos pájaros de un tiro', de Serrat y Sabina, le sigue de cerca. 'Por la boca vive el pez', de Fito y Fitipaldis; 'El mundo se equivoca', de La Quinta Estación; y 'Premonición', de David Bisbal, completan la tarta de los más vendidos.

Otra de las listas en las que figura el cantante es la que recoge los conciertos del año que más ingresos obtuvieron. Los mexicanos Maná fueron los que hicieron la caja más grande, pero Fito y Fitipaldis y Sabina y Serrat, se cuelan entre los tres más rentables para lso artistas. The Rolling Stones, Rebelde, Bruce Springsteen, Luis Miguel, Alejandro Sanz y David Bisbal completan la lista dedicada por la SGAE a la música en vivo.

Canon digital: intoxicación

En el informe anual de la SGAE no han sido todo listas y ha habido lugar para analizar la polémica suscitada en los últimos meses sobre el canon digital y cómo ésta ha influido en la sociedad. El presidente ejecutivo, Eduardo Bautista, ha sido claro: "Ha habido cierta intoxicación sobre la copia privada. Se ha atacado como se ha podido no sólo a nosotros sino a todas las entidades de gestión", ha indicado.

Los líderes políticos no han podido evitar ser objeto de crítica en torno a este asunto. "Que se enfrenten dos candidatos en debate público y que no hablen de la violencia de género, de la corrupción del ladrillo o de una ley de financiación de los partidos políticos, pero sí sobre el canon digital, que supone poco más de cien millones de euros al año a repartir entre ocho, tiene un punto serio de irresponsabilidad", ha sentenciado.

Duplicar ingresos

Batista ha recordado que en 2007 la SGAE recibió por copia privada 20 millones de euros y ha estimado que en 2008 se alcancen los 40 millones. Estas cifran suponen sólo "una mínima parte del negocio legal con los contenidos culturales".

En cualquier caso el presidente ejecutivo de SGAE ha confesado ser consciente de la imagen deteriorada que tiene la entidad a pie de calle: "No hemos querido entrar en una polémica mediática con este asunto pero creo que debemos hacer un esfuerzo para que se nos conozca mejor", ha aseverado.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?