Cadena SER

Emisoras

Buscador de emisoras

Ir

Selecciona tu emisora

España

Accidentes como el de Barajas multiplica por 10 el miedo a volar en aquéllos que tienen fobia

Suele suceder sobre todo en la población cercana a donde ha ocurrido el accidente

Miedo a volar tras el accidente. Más de un pasajero se ha planteado cancelar su viaje después de lo sucedido en Madrid, otros prefieren no pensar en que algo malo pueda sucederles. / VNEWS

Accidentes como el ocurrido ayer en la T-4 del aeropuerto de Barajas multiplican por 10 el miedo a volar en aquéllos que no les gusta coger aviones o tienen fobia a volar, según el psiquiatra José Cabrera

FOTOGALERIA: Accidente de avión en Barajas

Helicópteros y vehículos de emergencia trabajan en las inmediaciones del lugar de la tragedia, donde se ha estrellado un avión de Spanair con 175 personas a bordo

"En los primeros meses después de una accidente se anulan muchos billetes de avión", advirte. No obstante, esta actitud, que calificó de "síndrome reactivo", suele suceder sobre todo en la población cercana a donde ha ocurrido el accidente.

Las personas que se vean afectadas por el accidente es posible que sientan "una sensación de ansiedad profunda, palpitaciones y pensamiento obsesivo respecto a que un día puedan tener un accidente". Por el contrario, aquellos que no tienen miedo a volar no se verán afectados.

Por otra parte, aconsejó a los que dentro de unos días tengan que coger un avión que sean "reflexivos" y recuerden que "en la carretera muere muchísima más gente que en la aviación". "Todo el que tenga miedo debe reflexionar y pensar que este accidente de avión es una desgracia y una tragedia que hay que asumir como todas las cosas que ocurren por accidente".

A su juicio, "hay que intentar de evitar en la medida de lo posible tener un acceso de pánico", y, en caso de no conseguirlo, recomendó que se acuda a un profesional que ayude a tratar ese miedo, bien mediante psicoterapia o tratamiento médico.

Cuando la tragedia es cercana

En cuanto a la posible situación de los familiares de los afectados en el accidente recordó que para estas situaciones la Comunidad de Madrid tiene un dispositivo de apoyo psicológico, que se pone en marcha tras la identificación de fallecidos y el urgente traslado a los heridos.

El estado que sigue a la pérdida de un ser querido en un accidente como el ocurrido en Barajas es el de "estupor", que semanas más adelante se convertirá en duelo. Esta fase, según explicó Cabrera, "pasa con información y con apoyo de la familia y el profesional".

"En un accidente de este tipo lo primero que todo el mundo tiene que tratar de hacer es imponerse el orden en el pensamiento y tener la cabeza fría", explicó en referencia cómo deben de actuar los diferentes actores implicados en la evacuación.

"Tanto las fuerzas de seguridad, como los bomberos, las ambulancias, los usuarios, las autoridades portuarias, como el que esta en su casa y cree que un familiar va en el avión, todo el mundo tiene que imponerse un orden", advirtió.

El día después de Barajas. Miedo a volar en los pasajeros.