¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

SANFERMINES 2009

Fallece el corredor herido en el cuello en el cuarto encierro de las fiestas

Se trata de un joven de 27 años de Alcalá de Henares, Madrid. Otras tres personas han resultado heridas por asta de toro después de que uno de los animales se quedara rezagado y arremetiera contra los mozos

El cuarto encierro de Sanfermines 2009 / El encierro deja al menos cuatro heridos por asta, uno muy grave con una cornada en el cuello

El corredor herido en el cuello esta mañana en el cuarto encierro de los Sanfermines ha fallecido. Se trata de Daniel Jimeno Romero, de 27 años, de Alcalá de Henares, en Madrid. El cuerpo del chico ha sido identificado por los padres y la novia del joven, que han llegado al Hospital de Navarra tras conocer la descripción del joven en los medios de comunicación. La familia se encontraba estos días en Pamplona.

El fallecido ha sido empitonado en el cuello por un toro de la ganadería de Jandilla en el tramo de Telefónica. La cornada le ha arrancado la vena cava y le ha afectado a la aorta y al torax. Según los médicos, no ha sido posible hacer nada por salvar su vida. A las 8.45 horas ha fallecido en el Hospital de Navarra.

El fallecido no pudo ser identificado hasta el mediodía, puesto que había salido a correr sin documentación. No obstante, a lo largo de la mañana fueron trascendiendo detalles sobre la víctima, tales como que portaba un anillo con la inscripción "Cris, 25 de noviembre de 2003", y llevaba un tatuaje de un indio en su brazo derecho.

El joven ha ingresado en parada respiratoria en el Hospital de Navarra, donde ha pasado a quirófano y se ha certificado su fallecimiento a las 8.45 horas, según ha explicado Javier Sesma, jefe de Urgencias del centro hospitalario. "En el quirófano se le ha hecho una exploración quirúrgica y se ha visto que las heridas eran incompatibles con la vída", ha explicado Sesma.

Daniel Jimeno Romero no ha podido ser identificado hasta el mediodía, puesto que había salido a correr sin documentación. No obstante, a lo largo de la mañana han ido trascendiendo detalles sobre la víctima, tales como que portaba un anillo con la inscripción "Cris, 25 de noviembre de 2003", y llevaba un tatuaje de un indio en su brazo derecho. Una vez que su familia lo ha identificado, las autoridades han decidido hacer público su nombre debido a la numerosas llamadas.

Capuchino protagoniza un encierro muy peligroso

Al menos otros tres corredores han ingresado en centros hospitalarios por heridas por asta de toro y otros seis, por traumatismos. Un toro colorado de la ganadería de Jandilla ha sembrado de peligro un cuarto encierro que ha terminado en drama. Después de quedarse rezagado, el animal ha embestido a varios corredores en diversos tramos del recorrido. Los encierros de San Fermín se han cobrado la vida de quince personas a lo largo de su historia.

Y es que la carrera se ha teñido de peligro cuando un toro colorado, 'Capuchino', se adelantó al resto de sus hermanos en la cuesta de Santo Domingo y arrolló con sus astas al menos a dos jóvenes en este tramo. Además, en la plaza del Ayuntamiento embistió a tres corredores en el vallado y tras entretenerse con ellos fue adelantado por la manada.

Desde este punto, 'Capuchino' realizó todo el encierro en solitario. Le costó un total de cuatro minutos y 30 segundos llegar a los chiqueros de la plaza. Embistió a mozos en Mercaderes y en la bajada al callejón, se dio la vuelta varias veces antes de entrar a la plaza, y obligó a los pastores a esforzarse al máximo para conducirlo hasta los chiqueros.

Los seis toros serán lidiados esta tarde en la plaza de toros por los diestros El Fandi, Matías Tejela y Rubén Pinar.

15 PERSONAS MUERTAS EN LA HISTORIA DE LOS SANFERMINES

Los encierros de San Fermín se han cobrado la vida de quince personas a lo largo de su historia.

El último corredor que falleció tras participar en un encierro de las fiestas de San Fermín fue el pamplonés Fermín Etxeberria, que murió en 2003 tras sufrir un fuerte golpe en la cabeza en el tramo de Mercaderes.

Antes que Etxeberría, en 1995 tuvo lugar la que había sido hasta hoy última víctima mortal por una cornada en un encierro. Se trataba de Matthew Peter Tasio, un estadounidense de 22 años que en 1995 fue empitonado en la zona del estomago en el encierro del 13 de julio.

La primera muerte en el encierro se registró en el año 1924. Desde entonces, los toros que han participado en la carrera de los Sanfermines han dejado catorce muertos más.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?