¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Guinea Ecuatorial se enfrenta a HRW

El gobierno rechaza que mantenga en la pobreza a sus habitantes

La atención vuelve a Guinea Ecuatorial. Mientras el ministro de Defensa, Miguel Ángel Moratinos inicia una gira en ese país, siguen los enfrentamientos entre el Gobierno de Teodoro Obiang y organizaciones de derechos humanos que denuncian la pobreza en ese país. Miembros de Izquierda Unida y el PSOE se negaron a acompañar al ministro al continente africano.

El Gobierno de Guinea Ecuatorial ha calificado de "papel mojado" los informes publicados ayer por Human Rights Watch (HRW) y por el Centro por los Derechos Económicos y Sociales (CESR, por sus siglas en inglés) en los que se denuncia la situación de pobreza del país, uno de los principales productores de petróleo del continente y aseguró que estas organizaciones han intentado chantajear a Malabo a cambio de publicar documentos favorables.

El portavoz de la presidencia ecuatoguineana, Miguel Oyono aseguró que estos "papeluchos" obra de "grupúsculos" son "papel mojado" para el Gobierno de Guinea Ecuatorial y "no frenarán el desarrollo del país que está siendo valorado por todo el mundo" incluida, dijo, la delegación española que se encuentra desde ayer en la antigua colonia.

Pero con esta delegación no viene el grupo parlamentario de Izqueirda Unida, que no quiso participar en la gira, por considerar el gobierno de Teodoro Obiang una dictadura.

Aún así, la presidencia trató de desmentir los informes de la ONG. "Ninguno de los datos que aporta se corresponde con la actual realidad de Guinea Ecuatorial en 2009", ha dicho el portavoz. Según él, se trata de datos de 2004. En el índice del informe del CESR se precisa que las informaciones proceden de datos del Banco Mundial correspondientes a 2008, de UNICEF publicados en 2000, 2007, 2008 y 2009, de la UNESCO correspondientes a 2008 y del PNUD emitidos en 2007/2008, entre otras fuentes.

La misión de Moratinos

El ministro de Asuntos Exteriores inició ayer una gira en la que pretende que"se tome en serio al único país de habla española en el continente africano". El miembro más destacado de la delegación española es el senador Manuel Fraga que, a sus 86 años, volverá a Guinea Ecuatorial cuatro décadas después de que, como ministro de Información y Turismo de Franco, firmase su acta de independencia, el 12 de octubre de 1968. El desembarco español en la ex colonia incluye hasta una veintena de empresarios dispuestos a hacer negocio en un país que, con 418.000 barriles diarios de petróleo, se ha convertido en el tercer productor del África subsahariana, después de Nigeria y Angola.

Las denuncias

 

Tres de las organizaciones más importantes del mundo, que luchan por los derechos humanos, están contra el Gobierno de Guinea Ecuatorial. La organización no gubernamental Human Rights Watch difundió el jueves un informe en que denuncia que la mayor parte de los 800.000 habitantes de Guinea Ecuatorial viven bajo el umbral de pobreza, debido a la corrupción del gobierno. Esto a pesar de las exportaciones petroleras, que sitúan al país con una renta per cápita de 15.000 dólares.

Amnistía Internacional se une a las críticas al régimen y ha denunciado la detención y tortura de opositores tras el asalto que sufrió en febrero el palacio de Obiang en Malabo, supuestamente a manos de bandoleros del delta del Niger.

Reporteros Sin Fronterasha salido en apoyo del periodista Rodrigo Angüe, encarcelado por difamación, del que el Gobierno guineano se ha desentendido alegando que se trata de un pleito privado.

Noticias relacionadas

  • El gobierno rechaza que mantenga en la pobreza a sus habitantes
Cargando