Los piratas planean traspasar combustible del Alakrana a otro buque secuestrado

Así lo creen expertos de la misión Atalanta tras detectar que un buque maltés que lleva cinco meses secuestrado navega hacia el atunero

Los dos piratas detenidos por los militares de la fragata española Canarias han sido trasladados a otro buque europeo.

Después de varios días sin movimiento en la zona donde está fondeado el Alakrana, este viernes los responsables de la misión Atalanta han detectado que uno de los barcos secuestrados en esas aguas ha comenzado a moverse.

Se trata del MV Ariana, con bandera de Malta pero de propiedad griega, capturado el 2 de mayo al norte de Madagascar mientras hacía ruta hacia Oriente Medio desde Brasil, con 24 tripulantes ucranianos.

Más información

Según los cálculos de los expertos militares de la misión Atalanta, el Ariana, después de cinco meses de secuestro, tiene al mínimo los tanques de combustible. Ha permanecido una larga temporada fondeado cerca del puerto somalí de Hobyo y este viernes por primera vez en mucho tiempo ha comenzado a moverse.

Según fuentes militares europeas consultadas por la SER, el Ariana navega en estos momentos en dirección al sur, hacia el puerto de Haradere donde se encuentra el atunero vasco Alakrana.

La interpretación que hacen los expertos de la misión europea, es que la intención de los piratas es hacer un transvase de combustible desde el atunero vasco Alakrana hacia el buque maltés ya que el Alakrana al llevar relativamente poco tiempo secuestrado (ocho días) lleva a bordo decenas de toneladas de combustible.

Esta práctica revela la comunicación y cooperación entre distintos grupos de piratas que retienen buques en aguas del Índico.

También este viernes, según fuentes del Ministerio de Defensa, los dos piratas detenidos por los militares de de la fragata española Canarias han sido trasladados a otro buque europeo. Se inicia así la operación de traslado de los detenidos a España que al llegar pasarán a disposición judicial.

Otros dos barcos siguen secuestrados

El barco que más tiempo lleva secuestrado en aguas del Índico es el pesquero tailandés FV WIN FAR 161, capturado el pasado 6 de abril con una tripulación de 30 personas: 17 filipinos, 6 indonesios, 5 chinos y 2 tailandeses.

Además, el barco alemán MV Charelle sigue fondeado desde que fue abordado el 12 de junio 60 millas al sur de Omán con 10 tripulantes, la gran mayoría de Sri Lanka.

Chacón: "Quien quiera pescar en el Golfo de Adén tiene que tomar medidas de autoprotección"

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?