Cadena SER

Emisoras

Buscador de emisoras

Ir

Selecciona tu emisora

España

Rajoy no tiene previsto comparecer en el Congreso hasta julio

Lo previsible es que el presidente del Gobierno informe del Consejo Europeo de finales de junio. Nadie cree que vaya a comparecer antes, de forma extraordinaria y a petición propia. Sobre todo después de que el PP rechazara en dos ocasiones su intervención para explicar el recorte de 10.000 millones de euros en sanidad y educación.

EFE / Rajoy, en una de la sesiones en el Congreso

Fuentes de Moncloa aseguran que aún no se ha hablado del Debate sobre el Estado de la Nación y que queda mucho tiempo para tomar una decisión sobre su celebración. Hay quien cree que se podría incluso realizar a la vuelta del verano. En el Gobierno recuerdan que Zapatero no lo anunciaba con tanta antelación y lamentan que se le exija hacerlo a Rajoy

Desde que llegó al Gobierno, Mariano Rajoy ha comparecido en el Congreso de los Diputados en dos ocasiones para informar sobre su participación en los Consejos Europeos. Primero, el día 8 de febrero, tras la reunión a la que había asistido el 30 de enero en Bruselas. Fue entonces cuando reconoció que los datos del paro iban a "empeorar" durante este año y justificó su subida de impuestos. Después lo hizo el 14 de marzo, tras el encuentro que se había celebrado los días 1 y 2. Fue la ocasión en la que el secretario general de los socialistas, Alfredo Pérez Rubalcaba, le reprochó la aprobación de una reforma laboral que servía para despedir de forma más fácil y barata.

A partir de ese momento, Rajoy se ha sometido a las preguntas de las sesiones de control pero no ha dado la cara en la Cámara baja para explicar, por ejemplo, el recorte de 10.000 millones de euros en sanidad y educación que se conoció a través de una nota de prensa. Y eso que el PSOE, la Izquierda Plural y el Grupo Mixto solicitaron que lo hiciera de forma urgente. Cuando la petición llegó a la Junta de Portavoces, el PP lo impidió argumentando que se producía fuera de plazo. La escena se volvió a repetir más adelante. En esa ocasión, los populares, haciendo uso de su mayoría absoluta, directamente lo rechazaron.

Durante este último mes los Presupuestos han copado la agenda parlamentaria y le han servido de excusa. Sin embargo, nada apunta que la situación vaya a cambiar. A menos que él pida una comparecencia extraordinaria, cosa que parece poco probable. Desde el Grupo Popular cuentan que lo suyo es que vuelva a salir tras la próxima cumbre europea en junio. Está previsto que esta se realice para final del mes (28 y 29), lo que posterga previsiblemente su aparición hasta julio.

En cuanto al Debate sobre el Estado de la Nación, desde Moncloa afirman que aún no se lo han planteado y que queda un montón de tiempo para decidirlo. Aseguran que no hablar de ello, no significa automáticamente que no se vaya a celebrar. Recuerdan que José Luis Rodríguez Zapatero tampoco lo anunciaba con tanta antelación y nadie se lo exigía. Algunas fuentes del PP lo dan todo abierto. Incluso que se haga a la vuelta del verano. Fuentes parlamentarias explican que las fechas simplemente pueden cambiar y que, hasta ahora, no han recibido ninguna orden, ni en un sentido ni en otro.

En 1990 esta cita no se produjo porque las elecciones se habían celebrado en octubre. La situación podría repetirse aunque los que conocen a Rajoy resaltan que él siempre ha sido un gran parlamentario y están convencidos de que no le haría ese feo a la democracia. A pesar de ello hay quien destaca que el líder conservador está tan enfrascado en su agenda reformista que está dejando demasiado de lado la política.

Los que le rodean no creen que a él le afecte mucho que se genere una polémica con este asunto. "Siempre ha dicho que no se iba a dejar presionar", comentan dando por hecho que lo comunicará cuando estime oportuno y que verá lo que mejor viene a sus planes.

No todos dan por seguro su intervención. Desde la oposición no olvidan que en 2010 hizo todo un desplante parlamentario al no ir a escuchar, durante la segunda jornada del debate, a las fuerzas políticas minoritarias. Esa mañana, Rajoy decidió dedicarla, según sus colaboradores, a resolver los temas que tenía pendientes desde su despacho en el PP.

Alfredo Pérez Rubalcaba: "Confío en que haya debate del Estado de la Nación, lo contrarío sería imposible de explicar a los ciudadanos". 

Rajoy: "Cada viernes continuarán las reformas". 

Cayo Lara: "Rajoy no tiene patente de corso no tiene para aplicar políticas que no ha explicado a los ciudadanos".