Cadena SER

Emisoras

Buscador de emisoras

Ir

Selecciona tu emisora

cerrar

Economía

Entrevista:'HORA 25'

Paul Krugman: "Los españoles deberían pedir al Gobierno que se plantara ante Berlín"

El Nobel de Economía asegura que el Banco Central Europeo tiene la llave para solventar los problemas que ponen en peligro al euro

Paul Krugman: "Los españoles deberían pedir al Gobierno que se plantara ante Berlín". El Nobel de Economía, Paul Krugman, dice en 'Hora 25' que el BCE tiene la llave y la fórmula mágica para evitar la ruptura del euro.

Paul Krugman ha pasado por los micrófonos de 'Hora 25' para hablar sobre la crisis, sus efectos en España y las posibles socluciones. El Nobel de Economía ha señalado a Mario Draghi como "el mago" que tiene la fórmula para salir de esta situación. Aboga porque el BCE compre deuda española y rebaje los tipos de interés. Además, ha asegurado que los españoles tienen que exigir al Gobierno que se plante ante Berlín y Frankfurt para poder sobrevivir al euro.

¿Después de la entrevista seremos más optimistas o más pesimistas?

No estoy seguro. Yo soy un poco más optimista de lo que era la semana pasada, pero también es verdad que la semana pasada era tremendamente pesimista. A lo mejor los oyentes acaban la entrevista siendo pesimistas a pesar de todo

¿Un diagnóstico?

Desde luego la situación es bastante terrible. La posición económica española es muy mala. También la situación es mala en Europa. Los datos de paro son muy malos. Los últimos números y estadísticas dicen además que la situación no mejora en ambos sitios. Ahora bien, parece que está habiendo algún pequeño cambio de políticas. Parece haber surgido un atisbo de esperanza tras la cumbre de la semana pasada de Bruselas y este cambio de política que parece avecinarse aunque no es la solución, es esperanzadora y parece ir en la buena dirección. La esperanza es que haya un cambio en las políticas económicas. La Unión Europea va en la buena dirección pero queda más camino por hacer, porque la situación es grave.

¿Europa tarda más de lo debido en tomar decisiones y, cuando las toma, se producen de una forma lenta?

Sí. Europa no es un país. Europa se basa en el consenso. Y conseguir el consenso conlleva más tiempo. Retrasa las decisiones. Además tampoco se ha visto una gran voluntad entre los líderes políticos de reconsiderar su discurso y de ver las cosas tal como son, de ver la seriedad de la situación.

Creo que esto hace que estén un poco atrasados en la toma de decisiones para saber lo que hay que hacer. Ahora bien, me parece que existe esta esperanza de que, siendo la situación tan crítica, tan grave,... se vayan a ir acelerando las cosas, especialmente el Banco Central Europeo, puesto que no va a necesitar tanto tiempo en tomar las decisiones y puede empezar a implementar las soluciones.

Volviendo a la cumbre del pasado viernes. ¿Cree que las dos medidas adoptadas (compra de deuda por parte del BCE y ayuda a los bancos directamente) son la solución o habría que tomar más medidas?

Desde luego la crisis europea tiene varias dimensiones. El problema de los bancos es sólo una de estas dimensiones. Entonces en esta cumbre se han analizado algunas de estas dimensiones. El BCE si tiene un papel en esta cumbre y lo tendrá en el futuro. Pero tampoco se puede decir que las decisiones tomadas nos indiquen con mucha claridad lo que va a ocurrir después. Ahora bien, el apoyo dado a los bancos, el apoyo directo, ha sido correcto. Antes se había decidido prestar dinero a España incrementando la deuda, lo que era una mala decisión. Ahora esta posibilidad de que el BCE compre bonos desde luego que es buena. Pero el resto de decisiones todavía son mínimas, de menos envergadura, comparado con la dimensión de los problemas. Todavía es pronto para saber ver si esta cumbre ha sido realmente una cumbre histórica porque hay que ver si sigue este movimiento en una buena dirección.

¿Es cierto que el Euro corre riesgo de romperse y desaparecer? ¿En este riesgo o no, España juega un papel fundamental?

Efectivamente, es muy real esta posibilidad de que fracase el euro y desde luego España es central en esta cuestión. Yo la semana pasada pensaba que existía un 50% de posibilidades de que el euro fracasara y ahora pienso que solo existe un 40%, quizás porque crea en el efecto positivo de la cumbre de Bruselas. Pero realmente esta pesadilla, que llegó con la creación de la moneda única, se ha convertido en realidad. Hace 20 años los economistas, después de la firma del acuerdo de Maastricht pensaron que esto se podía colapsar. Y era cierto. Los que pensaban que era imposible que el euro colapsara, se equivocaron, y esto hay que tenerlo en cuenta.

El Gobierno ha tomado medidas de bajada de sueldos y abaratamiento del despido. ¿No pueden contribuir estas medidas a que la gente consuma menos y a que produzcanun efecto de mayor atonía en la economía?

Sí. Efectivamente. Yo creo que lo que pasa es que la gente se equivoca sobre el momento en el que se deben llevar a cabo estas reformas estructurales porque me parece que estas reformas estructurales justamente hay que llevarlas a cabo en épocas de prosperidad económica y no en épocas de presión económicas. Ahora tal vez estas reformas del mercado laboral español hacen que la gente se preocupe todavía más, aportar más nerviosismo a la sociedad, y eso no es bueno para la economía. Aunque no sé exactamente como se están llevando a cabo las reformas aquí en España y por lo tanto no puedo decir exactamente lo que haría yo... sí que creo que la solución que la solución al problema es incorrecta.

Porque además si el sentido de las reformas es bajar los salarios... es una equivocación. Se supone que con un mercado laboral más flexible se consigue rebajar los salarios y ya hemos visto que en países como Irlanda o Estados Unidos, donde se han hecho muchas reformas que lo han flexibilizado muchísimo, y aún así no han conseguido bajar los salarios por tanto esta tampoco es la solución.

El crecimiento nos podría dar un respiro ¿Exisite una fórmula mágica para respirar?

Seguro. Te podría dar el nombre del mago. Se llama Mario Draghi. Porque para Europa, para España, la manera de salir de esta es que el Banco Central Europeo haga dos cosas. Primero que compre bonos españoles en grandes cantidades... Y segundo que rebaje los tipos de interés. Además el BCE debe permitir una mayor inflación en la zona euro... Luego los salarios españoles deben estabilizarse, no deben subir, pero si deben subir los salarios alemanes para permitir a la economía española una mayor competitividad. Hay una solución mágica... lo que pasa es que el mago, el señor Draghi debe conseguir la aprobación de Angela Merkel

¿Qué le parece el argumento de las autoridades, reduciendo derechos de los ciudadanos en favor de los que tienen más riqueza?

No sé, no puedo hablar del caso español porque no conozco la política española suficientemente. Sí que puedo decir que, por ejemplo en el Reino Unido la política de austeridad se utiliza claramente como una excusa para recortar los beneficios del estado del bienestar. Y también es así de cierto en EEUU, también ocurre lo mismo, donde se ve que la gente que aboga por la reducción del déficit a toda costa y no quiere recortar otra cosa que no sean los programas de ayuda a la clase media americana.

En el mundo de los casinos se dice que la banca siempre gana. ¿No pudimos ver lo que estaba ocurriendo con el sistema financiero, no pudimos ver esas señales o no reaccionamos a tiempo?

Creo que son todos estos aspectos, una cosa no excluye la otra desde luego. Poca gente se dio cuenta de lo que estaba ocurriendo, de que los bancos estaban fuera de control, fuera de cualquier control. Y aquellos que sí se daban cuenta sufrían presiones políticas para no desvelar esta locura, esta falta de control bancaria. Pero yo diría que esta historia de los bancos es casi fatídica, es casi una fatalidad. Porque cuando llevas mucho tiempo sin sufrir una crisis te vuelves mas complaciente, estas menos sensibilizado con el peligro que esto puede representar. Esto ocurrió en España, ocurrió EEUU, ¡y también ocurrió en Alemania! Por ejemplo estos préstamos malos de mala calidad que recibía España, muchos de ellos los recibía de bancos alemanes, no lo olvidemos. La gente tiende a olvidarse de las crisis financieras del pasado. La última ocurrió hace 30 años, la gente no lo recuerda ya y ha vuelto a cometer los mismos errores.

¿A quién se dirigen los ciudadanos para que acabe con esta crisis?

En realidad el mensaje clave de mi libro es que sí sabemos como resolver esta crisis. No es una crisis misteriosa ni desconocida, para nada. Hemos visto crisis como estas muchas veces antes. Crisis con muchos paralelismos. Otras experiencias en la historia nos han demostrado cómo ocurren estas crisis y cómo se solventan. Por eso tenemos que entender todos los mecanismos de la crisis a través de ejemplos del pasado. En EEUU la respuesta es más sencilla. En España es mucho más difícil por la sencilla razón de que España es un solo país dentro de la zona euro, dentro en la UE y es más difícil tomar decisiones individuales. Y que conste que no estoy sugiriendo que España salga del euro porque sería demasiado costoso para España pero algo tiene que pasar. Los ciudadanos españoles deberían pedir al gobierno que se levantara... que se plantara ante Berlín y Frankfurt y que dijera: no podemos seguir estas políticas. Hay que cambiar estas políticas o al final el euro no podrá sobrevivir. Y su gobierno lo hizo un poco la semana pasada en Bruselas. Quizás este sea uno de los motivos por los que estoy un poco más optimista que la semana pasada.

Economistas, con Santiago Niño y Javier Andrés. 

Entrevista a Paul Krugman en 'Hora 25'.