Cadena SER

Emisoras

Buscador de emisoras

Ir

Selecciona tu emisora

España

cerrar

El Senado y sus secretos

Miles de ciudadanos acuden a la jornada de puertas abiertas con motivo del Día de la Constitución

EFE / Un grupo de ciudadanos visita el senado

Del viejo palacio-convento de los padres agustinos al moderno edificio con piscina incluída, el Senado es más desconocido que el Congreso, pero curiosamente se puede visitar durante todo el año.

No es la primera vez que el Senado abre sus puertas a los ciudadanos. De hecho, ha compartido con el Congreso de los Diputados esas jornadas abiertas con motivo del Día de la Constitución. Pero los tiros de Tejero en el techo del hemiciclo, la gran puerta con los leones de la Carrera de San Jerónimo y hasta el chocolate caliente que se repartía a la entrada hacían de la Cámara Baja un lugar más apetecible para visitar.

El Senado, sin embargo, conserva otros atractivos, y este año se pondrán de relieve más que nunca. De este viejo palacio del siglo XVI, concebido para albergar un colegio y un convento de frailes agustinos, destaca La Puerta del Rey, el Antiguo Salón de Plenos, los Despachos de Honor, el Salón de Pasos Perdidos, las salas Manuel Broseta Pont y Manuel Jiménez Abad -senadores asesinados por ETA-, la Biblioteca....En 1987 tuvo que ser ampliado y se contempló la construcción de una piscina. Tanta indignación causó entre la opinión pública que los senadores se quedaron sin bañito, la piscina se clausuró y ahora se justifica su existencia por ser un "aljibe contra incendios".

Lo que mucha gente no sabe es que el Senado puede visitarse durante todo el año para asistir a sus plenos los martes por la tarde y los miércoles y jueves todo el día. Basta con una solicitud previa y el DNI. Como todo museo que se precie, a la salida estará esperando la tienda de recuerdos, con chucherías electrónicas, libros, abanicos, bufandas, corbatas y camisetas.

Leones, tiros y caldito.