Cadena SER

Emisoras

Buscador de emisoras

Ir

Selecciona tu emisora

España

OPERACIÓN EMPERADOR

Arrancar los pies y las manos era "la normativa de la empresa" de Gao Ping en caso de robo

Según el sumario de la Operación emperador, ordenó que cortasen las extremidades al marido de una trabajadora porque desaparecieron 50.000 euros. Cumplió su amenaza

El presunto líder de la mafia china desarticulada en la operación Emperador, Gao Ping, que salió este jueves de la prisión de Villena (Alicante) después de que el juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu ordenara su excarcelación por un error judicial / EFE/Angel Díaz

El sumario de la Operación Emperador refleja detalles escalofriantes y el carácter implacable del supuesto jefe de la trama, Gao Ping. Según conversaciones grabadas por la policía, descubre que le han desaparecido 50.000 euros. Localiza a una empleada suya, a la que responsabiliza por los hechos, y la amenaza con "arrancarle los pies y las manos" a su marido si no paga. Ella suplica que en unos días tendrá la mayor parte del dinero y que puede quedarse con su sueldo hasta abonar la deuda, pero Gao Ping le contesta que no puede hacer nada. Que es "la normativa de la empresa"; que si no emplea esos métodos cualquier trabajador podría hacer lo mismo.

Gao Ping encarga a uno de sus subalternos que vigile a la mujer y a los padres de ella, contra quienes también dice que adoptará medidas su no localiza al marido.

Finalmente, el marido de la trabajadora es localizado en China, y los esbirros de Gao Ping cumplen la amenaza ante el impago según la Policía. Los ejecutores confirman que le han "cortado las manos y los pies" y que "ahora es un inválido"; que era "la mejor forma de solucionar el problema". Concluyen con un lacónico "el mundo es así".

Fotografías de palizas

Pero no contento con ello, según las conversaciones grabadas por la Policía, ordena más tarde a uno de sus lugartenientes que dé una paliza a la mujer, y explica en qué términos: "se le dará fuerte, no se le va a pegar a muerte, pero por lo menos le dará bofetadas y le sacará fotografías". Según la Policía, el detalle de las fotografías "pudiera tener como fin el de que el castigo impuesto pueda servir al resto de empleados de la trama de lo que sucedería en caso de actuar con deslealtad".

Gao Ping: "solo quiero venganza"

El duro perfil del "Emperador" Gao Ping también queda reflejado en otra conversación telefónica grabada por la Policía. La hermana del supuesto líder de la trama discute con su jefe en la tienda de Madrid en la que trabaja y al parecer, es golpeada.

Inmediatamente, Gao Ping llama a su guardia pretoriana, compuesta por "el martillo" Hai Bo; "Cubo de Acero" Katong y Yongping Xia para que le "den una paliza". Tras las oportunas averiguaciones, sus esbirros constatan que la hermana de Gao Ping ha tenido la culpa y que el agresor quiere disculparse, pero eso no sirve a Gao Ping que insiste al trío en que "lo único que quiero es venganza". El líder corta de raíz cualquier tipo de debilidad en su clan de verdugos, según las grabaciones policiales: "hay que encontrarle para vengarse", "da lo mismo dónde", "no hay mediación, sólo venganza", y les promete "varias decenas de miles de euros" por el "trabajo".

Gao Ping prestó dinero al hijo del anterior embajador de China en España para costear sus estudios

El informe policial fechado en abril de este año refleja una conversación telefónica grabada por orden del juez entre Gao Ping y el hijo del anterior embajador de la república popular china en España, quien le pide dinero para sus estudios este trimestre, dice.

La policía sospecha que estos préstamos interesados le supondrían un beneficio posterior parra su organización.Además, va indicando al juez que este tipo de contactos interesados no sólo los mantiene con "políticos en su país de origen sino también en España y, sobre todo, dice la policía, Gao Ping accede a pagos o subvencioes que sin duda supondrían beneficiosas contraprestaciones posteriores para su organización"