Cadena SER

Emisoras

Buscador de emisoras

Ir

Selecciona tu emisora

Internacional

Obama en Newtown: "Tendremos que cambiar"

El presidente de EEUU participa en una vigilia en recuerdo de las víctima de Newton

El presidente estadounidense, Barack Obama, ha viajado la pequeña ciudad de Newtown para reunirse con las familias de las víctimas de la matanza escolar del viernes, en la que un tirador mató a veinte niños y seis adultos antes de quitarse la vida. Leyendo sus nombres uno por uno y entre los sollozos de sus familiares, el presidente Barack Obama recordó a los 20 niños y las 6 profesoras asesinadas en Newtown.

El presidente participó en la ceremonia de homenaje a las víctimas. "No podemos tolerar esto más, estas tragedias tienen que terminar y para que terminen tenemos que cambiar", decía Obama, que prometía usar todo el poder de su puesto para lograrlo

Obama comenzó diciendo que Newtown ha inspirado a todo el país con historias de fuerza y sacrificio. Recordó a las profesoras fallecidas que "respondieron con coraje y amor, dando sus vidas para proteger a los niños a los que cuidaban".

Y se preguntaba si EEUU está haciendo lo suficiente para asegurarse de que todos los niños de este país puedan vivir felices y seguros "He estado reflexionando y si somos honestos con nosotros mismos, la respuesta es no, no hacemos suficiente y tendremos que cambiar", afirmaba Obama. "No podemos tolerar esto más. Estas tragedias tienen que acabar".

Consciente de la oposición que puede encontrar, el presidente decía que la política no puede ser una excusa. "Nos dirán que las causas de la violencia son complejas y es verdad, ninguna ley puede eliminar el mal de este mundo ni prevenir todos los actos de violencia sin sentido de nuestra sociedad, pero eso no puede ser una excusa para la inacción. Seguro que podemos hacer algo mejor que esto".

La ceremonia de recuerdo a las víctimas ha sido sencilla y emotiva y han participado representantes cristianos, judíos, musulmanes, metodistas y episcopales.

Les escuchaban los familiares, vecinos y muchos niños de la localidad, abrazados a peluches que les había dado la Cruz Roja.

Lanza disparó cientos de balas

Mientras tanto, continúa la investigación sobre lo ocurrido en la escuela. La policía ha confirmado que en el colegio han encontrado varios cargadores con capacidad para 30 balas y cientos de casquillos. A Adam Lanza todavía le quedaban decenas de balas por disparar, pero, cuando la policía llegó, se suicidó pegándose un tiro en la cabeza.

También han confirmado que la primera víctima, su madre, murió de varios disparos en la cabeza en la casa que los dos compartían.

El tirador llevaba varias armas, todas compradas legalmente por la madre. Usó un rifle semiautomático para la matanza del colegio y una pistola para suicidarse.

Prohibición de las armas de asalto

A medida que se conocen más detalles sobre el armamento, aumenta la presión para que se prohíban las armas de asalto como las que usó Lanza.

La Senadora Diane Feinstein, representante por California en el Senado, ha explicado en la NBC que va a "introducir en el Senado, y la misma propuesta en la Cámara, una propuesta para prohibir las armas de asalto". Feinstein se ha mostrado confiada en que Obama apoyará la medida.

Obama también ha recibido presión por parte del alcalde de Nueva York, Michael Bloomberg. "Hemos escuchado toda esa retórica antes", ha dicho. "Lo que no hemos visto es liderazgo, ni desde la Casa Blanca, ni desde el Congreso. Eso tiene que terminar hoy".

Una ley que prohibía las armas de asalto expiró en 2004. En Connecticut, según ha explicado su gobernador, Dannel Malloy, sigue existiendo, pero la falta de una normal federal hace muy difícil mantenerlos fuera del estado. "Son armas de asalto. No cazas ciervos con esas cosas", ha dicho a la CNN. "Uno sólo puede esperar que encontremos la forma de limitar esas armas que únicamente tienen un propósito".

De Adam Lanza se sabe que era un chico muy retraído, un estudiante brillante, pero que al menos durante algún tiempo estuvo escolarizado en casa.