Cadena SER

Emisoras

Buscador de emisoras

Ir

Selecciona tu emisora

Sociedad

Profesores interinos piden la dimisión de Wert

Protestan por los recortes y acusan al ministro de despreciar la experiencia y la formación de miles de profesionales a los que los ajustes han mandado al paro

Interinos de toda España se manifiestan hoy en varias ciudades españolas para hacer público un manifiesto en defensa de la educación pública. Denuncian que los recortes no sólo afectan a sus puestos de trabajo y precarizan sus condiciones laborales, sino que inciden directamente sobre la calidad de la educación que reciben los alumnos. Exigen una igualdad de trato en la que se tenga en cuenta su experiencia y méritos académicos.

En España hay cerca de 80.000 maestros y profesores interinos. Se trata de uno de los colectivos profesionales más castigados por los recortes del Gobierno. Los ajustes del ministerio de Educación y las comunidades autónomas han mandado a casa a miles de ellos (50.000 en los dos últimos cursos, según los sindicatos) y han precarizado las condiciones laborales del resto, aumentando la inestabilidad y reduciendo el número de horas que trabajan.

"Somos miles los compañeros que, tras muchos años de experiencia y cualificación, permanecemos ahora casi secuestrados laboralmente esperando una llamada para incorporarnos a cubrir una vacante o una sustitución. Y no podemos intentar buscar otra cosa porque si nos llaman y renunciamos, perdemos toda opción a seguir trabajando", asegura Cecilia Fernández, de la Plataforma de Interinos.

En el manifiesto que presentan hoy aseguran que "los profesores y maestros interinos somos empleados públicos que no merecemos ser tratados como una herramienta de ajuste presupuestario. Hemos sido víctimas de unos recortes que también sufren nuestros alumnos porque se encuentran peor atendidos, en aulas masificadas, y con pocos recursos".

Además exigen igualdad de trato y un sistema de acceso al empleo que sea equilibrado y justo para todos, en el que prime "la consideración debida a nuestra experiencia y méritos académicos, sin que la Administración pueda realizar experimentos para jugar con la estabilidad de nuestro trabajo y la de nuestras familias. No somos "enchufados" ni "asesores". Somos profesionales por vocación y entendemos que la Educación sólo puede concebirse desde esa perspectiva, y no en base a imposiciones o determinismos políticos".

Los interinos no ahorran críticas tampoco a la reforma educativa del ministro Wert. Aseguran que la LOMCE es una ley autoritaria que pretende volver a la situación de hace 50 años, retrocediendo en derechos y en los logros alcanzados por la escuela pública en España. Por todo ello piden la dimisión del ministro Wert.