¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Las empresas convertidas en cooperativas salvan 700 puestos de trabajo en 2013

La apuesta por esta fórmula ha aumentado un 50% con la crisis, según COCETA

Muebles Salcedo, una pequeña empresa de la localidad navarra de Viana, llegó a contar con una plantilla de 400 trabajadores. Pero la crisis le golpeó con fuerza. Sus propietarios no pudieron afrontar los pagos y en 2011 decidieron abrir un proceso concursal. Fue entonces cuando los trabajadores vieron la posibilidad de seguir ellos mismos con el negocio. Asesorados por expertos y después de crear un plan de viabilidad, más de 130 empleados crearon su propia cooperativa y mantuvieron su puesto de trabajo. Cerca de 70 empresas en España se han convertido en cooperativas de trabajo en 2013 y se han salvado 700 puestos de trabajo, según la Confederación Española de Cooperativas de Trabajo (COCETA).

Paloma Arroyo, presidenta de COCETA, asegura que es complicado dar con las cifras exactas porque una vez que una empresa se convierte en cooperativa figura como nueva en el registro, pero calcula que entre 2010 y 2013 el número de negocios convertidos "ha aumentado más de un 50%". "La cooperativa es una fórmula idónea para que la gente mantenga el trabajo y cree su propio empleo", asegura Arroyo. Las cooperativas de trabajo suponen cerca del 90% de todos los tipos de cooperativas, según la confederación.

Este proceso de transformación, por el que los trabajadores de una empresa se convierten en propietarios, fue más llamativo en otros periodos de recesión que en la crisis actual. "Las cooperativas fueron en las crisis de los años 70 y 80 un instrumento de salvación de empresas. En estos años de recesión no se ha dado tanto este fenómeno. Los trabajadores han visto las perspectivas tan negras que incluso sabiendo que podían asumir la propiedad de la empresa, no lo han hecho", explica Gustavo Lejarriaga, economista director de la Escuela de estudios cooperativos de la Universidad Complutense. Sin embargo, Lejarraiga asegura que la situación actual, con mejores perspectivas económicas, contribuye a que los trabajadores se planteen que pueden asumir un negocio que está a punto de desaparecer. "Hemos notado un repunte en 2013", asegura la presidenta de COCETA.

El modelo de gestión de una cooperativa se basa en la persona y en su trabajo, más que en el capital o en el puro beneficio económico. "Aquí el trabajo es de todos, la responsabilidad es compartida y hay que hacer esfuerzos todos juntos. El trabajador ha pasado de luchar por sus derechos a ser un empresario autónomo", explica Gerardo Goñi, gerente de Muebles Salcedo.

La mayoría de las empresas convertidas en cooperativas son consecuencia de EREs o procesos concursales. Arroyo asegura que "casi todas" de las que han nacido durante estos años de recesión siguen en activo aunque indica que todavía "es pronto" para hacer un balance. La presidenta explica que es necesario que los trabajadores sepan que tienen la posibilidad de hacerse con la empresa y por eso piden la colaboración de los sindicatos, ya que son quienes están en contacto con los empleados. "Si antes de que una empresa presente un concurso pudiéramos hablar con los trabajadores, explicarles qué es un cooperativa, tener la colaboración de los sindicatos... En muchos casos se salvarían puestos de trabajo", apunta Arroyo.

Para que una empresa se convierta en cooperativa y sea viable son necesarios unos pasos importantes y ciertas características. "En un proceso de asunción de una empresa por parte de los trabajadores es necesario un buen plan de viabilidad para ver si el negocio será rentable, o no. Además, los trabajadores que quieran asumir una empresa tienen que saber que la viabilidad futura pasa necesariamente por una dirección profesionalizada. Muchas veces se comete el error de que sean ellos mismos quienes se dirijan. Aquellos que tomen las decisiones tienen que ser personas preparadas para eso", asegura Lejarriaga.

Arkenova es una cooperativa dedicada a la eficiencia energética que nació a raíz de un ERE. Algunos de los socios de esta empresa se vieron en la calle y su solución fue coger las riendas del negocio. "Nos llamaba la atención el régimen fiscal de las cooperativas, que tienen unos impuestos inferiores y que podíamos recibir el paro, todo de una vez, para invertir ese dinero en el negocio. Pero los valores que más nos atraían era la implicación, el espíritu colectivo, el trabajo en equipo... En un momento económico tan complicado como este, la colaboración es clave para salir del paso", señala Ángelo Zinni, uno de los socios trabajadores de esta cooperativa.

La lucha de COCETA va más allá y piden la implicación del Gobierno. Desde la patronal señalan que sería positivo que se incluyera dentro de la Ley Concursal la posibilidad de una negociación previa, "antes de que todo esté perdido". "El Gobierno tiene que empezar a escucharnos, pedimos que en la reforma de esta ley creen facilidades para la transmisión de empresas", señala la presidenta. Lejarriaga también piensa que la administración podría dar ayudas para la contratación de directivos o gerentes que sepan cómo tomar las decisiones más adecuadas, como "ya ocurrió en años anteriores".

Gerardo Goñi, el gerente de Muebles Salcedo, fue contratado por los trabajadores de la empresa, porque era experto en este sector, para guiarles en la transformación y en el liderazgo del negocio. Casi tres años después, Muebles Salcedo sigue abriendo sus puertas cada día y este año, a diferencia del pasado, sus trabajadores sí podrán cobrar las pagas extras.

¿Qué es el trabajo en cooperativa? (02/01/13)

Cargando