¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Zapata: "No pretendo que el chiste tuviera gracia, ni siquiera lo hago mío"

  • El edil madrileño se ha sentado en el banquillo por un tuit sobre Irene Villa de 2011, el cual "estaba entrecomillado" y "citaba un chiste ofensivo que escuchó en su infancia en un debate sobre los límites del humor negro" ha dicho Zapata.
  • La Fiscalía no ve delito en el contenido de los tuits. La única acusación, Dignidad y Justicia, pide 20 meses de cárcel y 7 años de inhabilitación

Zapata hace declaraciones a los periodistas. / ATLAS

El edil Guillermo Zapata ha explicado ante el tribunal de la Sala de lo Penal que el tuit sobre Irene villa por el que se ha sentado en el banquillo “estaba entrecomillado” y citaba “un chiste ofensivo” que escuchó en su infancia, “cuando era niño, en un contexto de debate público sobre los supuestos límites del humor negro”.

Para Zapata, este tipo de humor y chistes de mal gusto se dan “en unos determinados contextos que producen normalmente una relación que es mezcla de angustia e hilaridad y como mecanismo de defensa se produce el humor”. Insisto -ha continuado- “yo no pretendo que el chiste tuviera gracia, ni siquiera lo hago mío. Lo sitúo en un determinado debate”.

El director de cine Nacho Vigalondo, citado por la defensa del edil, ha recordado ante el tribunal que efectivamente en 2011 existía ese debate en las redes -tras un tuit polémico del director sobre el holocausto judío y que provocó su salida del diario El País-. En dicho debate, participó mucha gente, ha dicho Vigalondo, entre ellos, Guillermo Zapata.

Tras las declaraciones del investigado y los testigos, el fiscal ha pedido que se incluya en los hechos probados el contexto en el que se produjeron las publicaciones que han llevado a Zapata al banquillo.

Durante el interrogatorio, la fiscalía ha insistido en preguntar al edil si los tuits habían tenido alguna repercusión antes de que tomara posesión de su cargo como concejal en el ayuntamiento de Madrid y al que renunció 48 después de la investidura del equipo municipal de Manuela Carmena. Entre las pruebas testificales, la policía ha ratificado el informe sobre las publicaciones en Twitter desde la cuenta del concejal sin aportar más de lo que se conocía hasta ahora.

Ante la letrada de la acusación, el concejal ha ratificado su declaración del pasado 7 de octubre, en la que pedía disculpas a Irene Villa y a quien hubiera ofendido y volvía a contextualizar los mensajes y el debate.

Acusación única

Manos Limpias no se ha personado en la vista, de manera que el juicio se ha celebrado con la única acusación de Dignidad y Justicia que solicitado 20 meses de prisión y 7 años de inhabilitación completa por un delito de enaltecimiento del terrorismo y humillación a las víctimas.

La resolución queda ahora en manos del tribunal de la Sala Tercera de lo Penal que preside el juez Alfonso Guevara. El juicio ha queddo visto para sentencia.

Zapata ha hecho declaraciones a la salida de la Audiencia. El concejal de Ahora Madrid "no contempla el escenario de retirarse del cargo" aunque la sentencia sea desfavorable.

 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?