¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

El nuevo canon digital, una marcha atrás con excepciones

El proyecto estipula que deberá ser pagado por fabricantes y distribuidores de equipos electrónicos, como sucedía antes de que el gobierno popular decidiera cambiarlo

Aún es un documento de trabajo que, según Cultura, debe ser discutido con Industria y Economía para luego ser aprobado por el Consejo de Ministros. Pero deja claro que, tras la sentencia europea y luego de Tribunal Supremo, la compensación por copia privada deberá ser pagada por fabricantes y distribuidores de equipos electrónicos, como sucedía antes de que el gobierno popular decidiera en 2012 pagarlo vía presupuestos generales del Estado. Es de hecho una vuelta a un sistema anterior aunque estará lleno de matices para cumplir con la doctrina europea.

Ahora la idea es que pueda haber excepciones, algunas de las cuales eran de obligatorio cumplimiento por sentencias europeas. Entre las excepciones nuevas que se barajan, la que beneficiaría a las administraciones públicas así como la puesta en marcha de un sistema de exenciones para empresas que puedan demostrar que el uso es para asuntos puramente profesionales.

Quedaría también por decidir asuntos esenciales como qué aparatos concretos están sujetos al pago de la compensación por copia privada, el sistema de cobro o, por ejemplo, el reparto de las cantidades finales que acabarán en las arcas de las entidades de gestión. La negociación sobre estos asuntos tardarán meses en producirse.

La idea que el gobierno ha dejado clara desde el primer minuto es que la compensación por copia privada pueda aplicarse en 2017 aunque el cobro efectivo de las cantidades recaudadas pueda retrasarse algunos meses.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?