¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Champions League

El Sevilla no remata al Leicester

El equipo de Sampaoli controló y dominó el partido en el Pizjuán pero viajará al King Power con un resultado que no admite errores

Sarabia choca con Schmeichel / ()

El fútbol está lleno de paradojas. El Sevilla de Emery apenas necesitaba de media ocasión para tumbar a tres rivales seguidos. El Sevilla de Sampaoli manejó a su antojo al campeón inglés durante 90 minutos, disparó bastante a portería, tuvo penalti a favor, ocasiones clarísimas, marcó dos goles, pero no logró cerrar la eliminatoria.

Con el ideólogo en la grada por sanción, el Sevilla saltó los octavos de final de la Champions con bravura y ganas de llevar la manija. En la medular N’Zonzi y Nasri se adueñaron de las escrituras del balón y de las dinámicas y pusieron a sus órdenes a Drinkwater y Ndidi, el inicio fue realmente esperanzador.

Jovetic y Sarabia fueron los primeros en poner a prueba a Kasper Schmeichel con dos buenas acciones de ataque, hasta que en el minuto 12 Morgan tirase a Correa dentro del área y el árbitro pitase penalti. El joven delantero argentino pensó demasiado y el hijo del mítico portero atajó el balón, el primer penalti que detenía en años.

Una más pararía el portero danés hasta que el balón besase las redes de su portería, fue una parada tremenda a un chut de Escudero desde fuera del área. Precisamente un centro de Escudero desde la banda izquierda fue rematado por Sarabia a la perfección al palo largo para hacer el primero del Sevilla, un gran gol para un jugador fundamental en la creación del equipo andaluz.

El gol de Vardy, jarro de agua fría

Los primeros minutos tras la reanudación fueron un espejismo para los ingleses, que vieron a Sergio Rico de cerca con alguna llegada peligrosa a manos de Mahrez y Musa, pero ahí se quedó la cosa. Cuando peor estaba el Sevilla, Jovetic se inventó un pase de genio para que Correa se redimiera e hiciese el segundo. Instantes antes Vitolo tuvo el segundo en un disparo sin ángulo que estrelló en el poste.

Jamie Vardy celebra el gol que da vida al Leicester / Paul Hanna (REUTERS)

Hubo malas noticias sin embargo para el Sevilla, pues se lesionó Lenglet, pieza fundamental desde que llegase en enero. El central francés aporta velocidad, mucha facilidad para sacar el balón desde atrás y capacidad para llegar a las coberturas. Salió en su lugar Carriço. Quedaban veinte minutos cuando el Leicester hizo lo mínimo para volver con una sonrisa. Drinkwater puso un centro desde la izquierda y Vardy hizo el 2-1.

El Sevilla buscó el tercero para viajar con una renta cómoda a las islas pero no logró rebajar los nervios tras el gol inglés. La eliminatoria se definirá en Inglaterra, los de Sampaoli tienen ventaja pero la mínima posible después de manejar a su antojo el partido.

CRÓNICA | El Valencia aprieta la liga

El Madrid fue incapaz de remontar los dos goles que encajó en los primeros ocho minutos

Cargando