¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Manos Limpias acusó a la infanta con una "palmaria ausencia de pruebas"

El tribunal justifica en términos muy duros la condena en costas al pseudosindicato que pedía 8 años de cárcel para Cristina de Borbón

Fotografía de archivo de la Infanta Cristina y su esposo Iñaki Urdangarin, a la salida de la Escuela Balear de la Administración Pública (EBAP) / ()

Los argumentos para condenar en costas a Manos Limpias han pasado prácticamente desapercibidos y eso que el tribunal se despacha a gusto con el pseudosindicato que está siendo investigado en la Audiencia Nacional.

Las magistradas subrayan que la acusación contra Cristina de Borbón “resultó carente de toda consistencia en la medida en que no aportó acopio probatorio alguno del que pudiera inferirse siquiera indiciariamente su participación en los hechos”. Y pese a la “palmaria ausencia de pruebas” que se puso de manifiesto en el juicio, “mantuvo la acusación de 8 años de cárcel, la máxima legal, con lo que advertimos un claro componente perturbador” que justifica la condena en costas porque su actuación “carente de una mínima prudencia convierte en abusivo el legítimo derecho a constituirse en acusación”.

Las costas del fiscal

El tribunal no acepta condenar a Manos Limpias al pago de las costas de la fiscalía, a pesar de que en este capítulo también usa argumentos demoledores contra la acusación popular. Dice la sentencia que “no han aportado elementos determinantes como para considerar que han suplido omisiones o déficits de la acusación pública” y que “el valedor directo en el ministerio público”, en referencia a Pedro Horrach, se ha mostrado “activamente presente en el procedimiento sin que el criterio discrepante que ha venido manteniendo en relación con la acusación popular disminuya en absoluto la relevancia de su actuación en pro de la persecución de las conductas criminales objeto de esta causa”.

Cargando