¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

El FBI y la NSA desmienten las escuchas contra Trump e investigan los lazos de la campaña del presidente con Rusia

Los jefes del FBI y la NSA rechazan la acusación de Donald Trump de que su antecesor Barack Obama intervino sus teléfonos durante la campaña electoral, en tanto el titular la policía federal confirma que se investigan los vínculos con Rusia

El FBI confirma que investiga los nexos entre la campaña de Trump y Rusia / VÍDEO: ATLAS

Los jefes del FBI y la NSA desmienten la acusación de Donald Trump de que su antecesor Barack Obama intervino sus teléfonos durante la campaña electoral, en tanto el titular la policía federal confirma que se investigan supuestos lazos del mandatario con Rusia. "El departamento no tiene información que soporte esos tuits", ha dicho el jefe del FBI, James Comey, durante una audiencia en la Cámara de Representantes, al referirse a los señalamientos hechos por Trump en Twitter.

"Ningún presidente podría" ordenar este tipo de escuchas, ha explicado. Y subraya el "rigor" del procedimiento jurídico que se necesita para espiar los teléfonos de ciudadanos estadounidenses, lo que implica la firma de un juez especializado. Asimismo, Comey confirma por primera vez una investigación sobre los intentos de interferencia rusa durante la carrera presidencial de 2016, y especialmente una posible coordinación entre miembros de la campaña de Trump y el Kremlin.

El FBI "está investigando los esfuerzos del gobierno ruso para interferir en la elección presidencial de 2016", declara Comey durante una audiencia en la Comisión de Inteligencia de la Cámara de Representantes.

Comey señala que "eso incluye investigar la naturaleza de los lazos entre individuos asociados con la campaña de Trump y el gobierno ruso y si hubo alguna coordinación entre la campaña y los esfuerzos de Rusia". La declaración de Comey confirma semanas de informaciones en los medios estadounidenses según los cuales la policía federal investigaba la acusación de que la victoria de Trump sobre la demócrata Hillary Clinton en noviembre contó con la ayuda de Rusia.

El director de la Agencia de Seguridad Nacional, Mike Rogers / JOSHUA ROBERTS (REUTERS)

El director de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) Mike Rogers también rechaza luego que Washington solicitara a los servicios de espionaje británicos de espiar a Trump como lo había insinuado un conservador citado por el portavoz de la Casa Blanca la semana pasada. "No he visto nada del lado de la NSA de que haya hecho tal cosa o de que alguien nos lo pidiera", ha dicho Rogers durante una audiencia ante la comisión de Inteligencia de la Cámara de Representantes.

Las agencias estadounidenses de inteligencia concluyeron en enero que el presidente ruso Vladimir Putin estuvo detrás de los intentos de interferencia. Pero no habían comentado públicamente si estaba examinando los lazos entre los integrantes de la campaña de Trump y funcionarios rusos. El jefe de la comisión, el diputado republicano Devin Nunes inició la sesión, la primera audiencia pública sobre el tema, afirmando que ese panel "no había visto evidencia hasta la fecha de que miembros de la campaña conspiraron con agentes rusos".

Pero el demócrata Adam Schiff ha detallado una lista de presuntos vínculos y comunicaciones entre el equipo de Trump y Rusia. "¿Es posible que todos estos eventos y reportes sean completamente inconexos y nada más que una completamente infeliz coincidencia? Sí, es posible", señala. "Pero también es posible, quizás más que posible, que no son coincidencia, que no están desconectados y no son inconexos", añade.

Cargando