La guerra por el poder en la cooperativa farmaceútica Cofares acaba en los juzgados

  • Recurren ante la justicia la decisión de Cofares de anular la primera candidatura alternativa que se presenta en 40 años
  • El candidato vetado José Antonio López-Arias denuncia una "cacicada" para impetir que voten los socios

En 40 años siempre ha habido un sucesor oficialista para presidir Cofares, la mayor distribuidora farmacéutica española que controla el 25 % de la cuota de mercado con un volumen de negocio de tres mil millones de euros.

La empresa celebra estos días elecciones y el proceso culminará el próximo 29 de junio con la votación en la Asamblea General del nuevo Consejo Rector. Es la primera vez que se presenta una candidatura alternativa. La encabeza José Antonio López-Arias, el que fuera director general de Cofares y que tuvo que dimitir tras haber sido imputado en el caso Campeón. Una imputación que finalmente fue sobreseída. 

José Antonio López-Árias / CADENA SER

La Junta Electoral de Cofares decidió invalidar su candidatura "por defectos insubsanables". Considera que está afectado por un conflicto de intereses y por incompatibilidades al tener cargos y acciones en la empresa del sector Farmacias Farmazul. José Antonio López-Arias lo niega. Asegura que antes de presentar su candidatura vendió sus participación en esa empresa y renunció a los cargos. Afirma que presentó documentación que así lo acredita, pero a la Junta le parece insuficiente.

José Antonio López-Arias impugnó la anulación de su alternativa ante el Comité de Recursos de Cofares , pero este órgano ha ratificado la decisión de vetarla. "Han hecho una cacicada y nosotros estamos indefensos porque los mecanismos de recurso están de parte de la dirección, por lo que todas estas medidas lo que buscan es impedir que los 10.000 socios de Cofares puedan votar" ha asegurado a la Cadena Ser tras conocer que no le dejan competir. 

López-Arias ha decidido poner el asunto en manos de la justicia. Su candidatura ha presentado un recurso ante el Juzgado de lo Mercantil de Madrid en el que solicita una doble medida cautelar: que su lista continúe en el proceso electoral anulando las decisiones de la Junta Electoral y del Comité de Recursos o, en su defecto, que se suspendan las elecciones hasta que se resuelva el litigio. El aspirante vetado insiste en que se está "hurtando" a los socios farmacéuticos su derecho al voto con una decisión "arbitraria y lesiva".

Mientras, el candidato oficialista es el actual vicepresidente de Cofares Juan Ignacio Güenechea que se ve ya como el futuro presidente para los próximos cuatro años. Dice que afronta su cargo con "ilusión, energía y experiencia" y que "es todo un honor presidir un grupo que da trabajo a 2.426 personas y que facturó 2.946 millones de euros en 2016.

 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?