¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Mireia Belmonte gana la medalla de oro en 200 mariposa

La catalana consigue su segunda medalla en los Mundiales de Budapest

Mireia Belmonte muerde su medalla de oro / ()

Mireia Belmonte ha conseguido la medalla de oro en los 200 mariposa (2:05.26), lo cual supone la cuarta del equipo español en Budapest, tras la plata conseguida por ella misma en el 1.500 y las dos de plata de Ona Carbonell en las pruebas de dúo.

Belmonte, plata en los 1.500 metros libres

Es su primer metal en la cita húngara y su cuarta en un campeonato del mundo en piscina de 50 metros

Con el título mundial logrado, Belmonte ha conseguido completar su particular 'triple corona' en los 200 mariposa, ya que es oro olímpico (2016), oro mundial (2017) y oro en Europeos.

Quinta medalla en unos Mundiales

Se trata de la quinta medalla de la española en unos Mundiales. Han acompañado en el podio a Belmonte, la alemana Franziska Hentke (2:05.26) y la húngara Katinka Hosszú (2:06.02).

Mireia ha asegurado después de la prueba que estaba "súper emocionada y contenta" por haberse colgado la medalla que le faltaba. El oro en unos Mundiales. "Ésta era la medalla que me faltaba", ha afirmado la badalonesa, que anteriormente había subido a lo más alto del podio en Juegos Olímpicos y Europeos, pero nunca en un Mundial.

Mireia, "muy enferma" 

La nadadora ha desvelado que esta mañana se ha levantado "muy enferma" con dolor de cabeza y de garganta, por lo que hasta se ha llegado a cuestionar qué pasaría esta tarde. "Pensaba que no sé cómo voy a competir esta tarde. Pero descansé y me he recuperado", ha dicho Belmonte, quien ha admitido que seguramente por ese motivo ha nadado con menos nervios que ayer por la tarde.

"Sabía que tenía la oportunidad de estar en el final de un Mundial y que no todo el mundo puede hacerlo, así que bueno, dije que voy a tirarme y hacer lo mejor que puedo", ha relatado sobre las motivaciones que la llevaron a competir pese a su malestar.

"El último 25 me costó, pero lo bonito de estas pruebas es que todo es ajustado", ha reiterado la ya campeona mundial, que hasta ahora ganó todo tipos de oros, incluido el Olímpico, menos este. Siguiendo el análisis de la carrera, Belmonte ha explicado: "el plan era nadar más valiente que ayer: ir a lo mío y no mirar mucho a los lados".

"No sabía en qué posición iba, veía solo a la alemana que estaba al lado", ha afirmado Belmonte, quien considera que lo importante siempre es "simplemente concentrarte en lo que puedes hacer y ya está".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?