¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Cambridge plantea hacer exámenes con ordenador por la mala letra de sus alumnos

La universidad constata que cada vez hay más estudiantes con letra ilegible

Cambridge estudia introducir los exámenes a ordenador. /

El temor de que los jóvenes están perdiendo la capacidad de escribir debido a la tecnología es cada vez mayor. Sin ir más lejos, la prestigiosa universidad de Cambridge (Inglaterra) valora permitir el uso de ordenadores portátiles y tabletas en los exámenes después de constatar que cada vez son más los alumnos con letra ilegible.

Según informa The Daily Telegraph, este movimiento, que pondría fin a más de 800 años de tradición, se ha producido puesto que los académicos consideran que los jóvenes están perdiendo la capacidad de escribir a mano porque dependen demasiado de los ordenadores portátiles y las tabletas en las conferencias.

"Un arte perdido"

De hecho, la universidad ya ha iniciado una consulta, conocida como "estrategia de educación digital" en la que pregunta a los alumnos si hacer los exámenes a través de un ordenador tendría un "impacto positivo significativo" en su "bienestar". Un gran número de alumnos han mostrado su apoyo a este nuevo sistema y han lamentado que les cuesta escribir a mano porque solo lo hacen en los exámenes.

La profesora de la Facultad de Historia de Cambridge Sarah Pearsall, que estuvo involucrada con el proyecto piloto a principios de este año, ha asegurado que la escritura a mano se está convirtiendo en un "arte perdido" entre la generación actual de estudiantes: "Hace quince o veinte años, los estudiantes rutinariamente han escrito a mano varias horas al día, pero ahora prácticamente no escriben nada a mano excepto los exámenes."

El problema de la caligrafía: cada día más evidente

A pesar de que asegura que tanto ella como su colectivo se ha preocupado durante años por el problema de una caligrafía en declive, se distingue una tendencia a la baja: "Esto es difícil tanto para los estudiantes como para los examinadores, ya que es más difícil corregir los textos."

Al mismo tiempo, la doctora Pearsall ha explicado que, a día de hoy, hay un gran número de exámenes escritos a mano que tienen que ser transcritos al completo por los propios alumnos, quienes tienen que volver de sus vacaciones para leer sus respuestas en voz alta frente a la persona que corrija los exámenes para que estos puedan ser corregidos.

En cuanto finalice la consulta, los académicos de Cambridge tomarán una decisión en base a los resultados. Mientras tanto, algunos profesores de la universidad instan a los alumnos a tomar apuntes a mano en las conferencias con el objetivo de que escribir a mano no se convierta en una cuestión de nostalgia.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?