¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Claves sobre la polémica regla de gasto que ‘mete en cintura’ a los ayuntamientos

-¿Qué significa la regla de gasto?

Esta rígida política de gasto se impuso a raíz de la gravísima crisis económica surgida en 2008. Las ayudas europeas para refinanciar los bancos, más de 40.000 millones de euros, no fueron gratuitas. Bruselas nos impuso una implacable política presupuestaria y una estricta vigilancia de los llamados ‘hombres de negro’(supervisores de la Comisión Europea) para limitar el gasto, el déficit y la deuda pública en España. Y el gobierno español añadió además esta polémica regla de gasto.

La norma se aplica desde 2012 e  impide a todas las administraciones gastar su presupuesto anual por encima de la cifra de crecimiento economico de España que se estime a medio plazo.

-¿Por qué los ayuntamientos no pueden dedicar todo el superávit de cada presupuesto a los gastos que crean más necesarios para sus ciudadanos?

Si ponemos como ejemplo el año 2017, la aplicación de la regla de gasto impide a las administraciones aumentar su gasto en más de un 2,1% respecto a lo gastado en 2016. Da igual que un ayuntamiento sea muy cumplidor y haya reducido su deuda. Da igual que haya tenido buenos ingresos y un superávit alto, como ocurre en varios casos. La norma le impide manejar a capricho todo el superávit. Sólo le permite gastar una parte de ese dinero que le sobra cada año a proyectos municipales siempre y cuando no se pase de la raya , es decir, que el gasto total del ayuntamiento en 2017 supere en un 2,1% lo que gastó en 2016. Lo demás queda paralizado en el cajón o se destina a pagar la deuda municipal.

- ¿Ha sido Madrid el único ayuntamiento que ha incumplido con esos límites?

Según la Autoridad Fiscal Independiente (AIREF), este año habrá más incumplimientos. Hasta 9 de los 16 ayuntamientos dejarán de cumplir las obligaciones fiscales que impone el gobierno.

Según el último informe de este organismo, que vigila muy de cerca cómo cumplen las administraciones con los objetivos de déficit y deuda, hasta 5 municipios , entre ellos , Madrid, Valencia, Bilbao , se saltarán esta regla en lo relativo al superávit. Otros, como Barcelona y Zaragoza, no van a dejar su déficit en 0%, como es obligado para los años 2018, 2019 y 2020 . En el pasado ha habido algunas intervenciones puntuales de Hacienda La laguna, en Tenerife , o la Carolina,Jaén, pero ninguna con la rigidez de Madrid.

Malestar en los municipios

El malestar en estas grandes ciudades es altísimo. Vienen pidiendo al gobierno que les dé más flexibilidad para gastar su superávit y argumentan que han estado haciendo un esfuerzo enorme por reducir deuda y por mantener a raya el déficit publico pero, de momento, las quejas chocan con la ventanilla cerrada de Montoro. Hasta finales del año que viene, en el que podríamos salir de la estricta vigilancia europea, Montoro es inflexible. Lo curioso es que él, es decir, la administración central se ha saltado sus propias reglas. De hecho, en los últimos ejercicios del 2014, 2015 y 2016, el Estado ha gastado más de lo permitido.

En ese último año, 2016 , la administración central gastó un 2,8% más que en el año 2015 y , si se cuentan las ayudas a los bancos, el incumplimiento habría sido del 5,1%. El ‘as en la manga’con el que cuenta Hacienda es que Eurostat, la agencia estadística que mide estos parámetros, cambió después del verano el metodo de cálculo para algunos ingresos del Estado.

Las comunidades autónomas cumplieron la regla de gasto en 2016 en su conjunto, con la excepción de Andalucía, Canarias, Galicia, Murcia y el País Vasco.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?