¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

'El primer título de Dovizioso'

El italiano termina la mejor temporada de su carrera en la categoría reina, sin el título

Márquez celebra su campeonato, al cruzar la meta en el Circuito Ricardo Tormo / ()

Todo comenzó con Jorge Lorenzo. Su salida de Yamaha se daba por hecha, y su incorporación a Ducati, también. Pasarían los meses y se confirmaría que la marca italiana, donde ni Hayden, ni Rossi consiguieron triunfar, fichaba a Lorenzo, y por lo tanto tendría que decir cuál de sus dos pilotos seguiría, y cuál no. Muchos eran los sectores desde los que se apostaba por Iannone, tres años más joven. Sin embargo, Ducati se decantaría por Dovizioso para pilotar junto a Lorenzo la Desmosedici en la temporada 2017.

Según fueron pasando las carreras, los italianos se fueron cargando de razón. Mientras Lorenzo no se terminaba de hacer con la moto, Dovi hacía buenas marcas y era competitivo. Así, si Lorenzo hacía 8 puntos en Italia, Dovi ganaba. Si el siguiente GP, Lorenzo hacía 10 en Barcelona, Dovi volvía a ganar.

De esta manera, Dovizioso fue enseñando la rueda camino al campeonato, a golpe de victorias –ha terminado con 6, las mismas que Márquez-. Así, en lo que podría haber sido el guión perfecto, daba la razón a Ducati, se la quitaba a todos aquellos que se decantaban por Ianone, y luchaba por ganar su primer campeonato de la categoría reina, con el que devolvería a la gloria a Ducati, 10 años más tarde. El guión perfecto. Casi. Estaba Márquez.

Estaba Marc Márquez, para pelear por su sexto campeonato en ocho años, para intentar ganar su cuarto título en cinco años en la categoría reina, para tratar de realizar salvadas que rozan la dificultad de caminar por el agua. Y para conseguirlo.

Porque Márquez, en su estilo, está haciendo historia. Se ha caído casi 30 veces, prácticamente todas en entrenamientos, algún fin de semana, como el de Montmeló, hasta en 5 ocasiones. El de Cervera ha creado un nuevo estilo, el de medir tus límites comiendo suelo, porque como él dice: “No puedes elegir el momento en el que caerte, pero sí donde arriesgar”. Ese fin de semana en Barcelona acabaría segundo.

Así, haciendo tres ceros –Argentina, Francia y Gran Bretaña-, ha vuelto a superar a todos, entre ellos un extraordinario Dovizioso –dos ceros-. Siendo fiel a su estilo, incluso en muchos momentos que seguirlo parecía un comportamiento necio.

Incluso, en la última carrera en Valencia, donde terminó su sexta obra con otro milagro, una salvada a falta de siete vueltas, cuando venía Dovizioso, quinto, pero dentro de la lucha, esperando a oler la sangre como si de un tiburón hambriento se tratara. Márquez no falló, no cayó, no hubo sangre que oler, consiguió levantar la moto desde el suelo con el codo. Márquez volvió a hacerlo, y nos hace preguntarnos: ¿se ha visto otro piloto así?

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?