La crisis catalana ralentizó la economía al 0,7% en el último trimestre de 2017

La economía española creció una décima menos entre octubre y diciembre y registra un alza del 3,1% en todo el año

La crisis catalana ha pasado factura al crecimiento de la economía española en el último trimestre del año. El PIB se contrajo una décima , el 0,7%, entre octubre y diciembre , según los datos adelantados por el INE. Aun así, el crecimiento global de la economía se situó en el 3,1%. De esta forma, el Producto Interior Bruto encadena 11 meses consecutivos creciendo por encima del 3% y 4 años seguidos al alza.

El ministro de Economía, Luis de Guindos, ha señalado que el impacto de la crisis catalana no ha tenido mucha relevancia en todo el trimestre aunque ha admitido que octubre ha sido el peor mes de esta escala. A pesar de ello-asegura-“la situación económica ha vuelto a la normalidad”.

El dato que proporciona el INE es una cifra provisional a la espera del estudio definitivo en el que se podrá ver con claridad qué incidencia ha tenido la crisis catalana en componentes como el turismo y el consumo. El Banco de España ya advirtió hace meses que, si continuaba la tensión política en Cataluña, habría consecuencias negativas en el crecimiento económico. Sin embargo, la última Encuesta de Población Activa no registró un impacto negativo en el empleo en Cataluña.

Según la opinión de muchos analistas, Cataluña podría haber perdido ritmo de crecimiento a finales del año pasado pero habrá que esperar a ver cuáles han sido las verdaderas consecuencias de la situación política de la comunidad catalana para arrojar conclusiones definitivas

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?