¿Cuál es la situación legal de Julián Assange?

  • Esta última semana, a Assange le echaban para atrás el último recurso presentado por su equipo legal
  • Al no existir ya causa pendiente en Suecia, intentaron que el juez británico retirara la suya, pero no ha surtido efecto

Imagen del fundador de Wikileaks en el balcon de la embajada de Ecuador en Londres durante una comparecencia ante los medios de comunicación. / ()

¿Qué estrategia legal va a usar el equipo de abogados de Julian Assange para conseguir que abandone la embajada de Ecuador en Londres? El fundador de Wikileaks lleva seis años refugiado en esa embajada y no está claro si va a poder salir o cuando va a hacerlo, porque un tribunal británico ha dicho esta semana, que se mantiene la orden de arresto contra él, a pesar de que la justicia sueca ha retirado los cargos de violación y agresión sexual por los que se le buscaba originalmente en aquel país incluso la ofensa criminal que supone el que no quisiera entregarse.

Assange siempre ha aceptado entregarse a la justicia sueca o a la británica, siempre y cuando estas le garanticen que no será extraditado a Estados Unidos. Pero ninguno de los dos países aceptaron el condicionante. En Estados Unidos, Assange podría enfrentarse a una situación muy complicada, porque ha sido la fuente que ha revelado secretos de estado algunos embarazosos para el Gobierno de aquel país, como la política de espiar a sus socios europeos grabando conversaciones con países con los que tienen profundos vínculos.

Al día de hoy, las cosas para Assange podrían haber cambiado. Su portal, Wikileaks, publicó la filtración de correos electrónicos de la campaña de Hillary Clinton obtenidos por hackers rusos, e incluso Donald Trump dijo en un mitin que "amaba a Wikileaks".

Pero una vez en el cargo, el amor de Trump ha cambiado. El fiscal general del estado de Estados Unidos, Jeff Sessions, dijo que era una prioridad detener al fundador de este portal, a quien califica de un servicio de inteligencia hostil no estatal y a menudo instigado por actores estatales como Rusia.

En Estados Unidos no hay una causa penal abierta contra Assange o contra Wikileaks, así que tras la negativa del juez británico a levantar la acusación de búsqueda y captura contra él, ahora los siguientes pasos discurren por continuar buscando garantías de que el Reino Unido no cuenta con una orden de extradición de Estados Unidos y que le dejarían salir del país libremente y sin interferencia.

Pero esa preocupación no está diluida, y por eso se mantiene la protección en la embajada hasta que el Reino Unido confirme o niegue esa solicitud de extradición o de una garantía en contra. O bien, que en la vista prevista para esta semana, el Reino Unido levante las restricciones que mantiene sobre el hecho de que Assange no se personó ante las autoridades cuando fue requerido.

Wikileaks, el portal que fundó Assange, publicó miles de documentos clasificados que revelaban datos como las muertes de civiles a manos de las fuerzas norteamericanas en Irak y Afganistan, los llamados daños colaterales, registros militares que incluían como un helicóptero apache norteamericano mató a tiros a un grupo de hombres que creían que tenían un lanzacohetes cuando en realidad eran periodistas de Reuters con una cámara de TV. También dieron a conocer cables diplomáticos con evaluaciones delicadas de importantes figuras políticas y sociales internacionalmente.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?