¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

EUROPA LEAGUEAtlético-Lokomotiv de Moscú y Olympique de Marsella-Athletic, en octavos

¿Volverías a utilizar un secador de manos después de ver esta foto?

La imagen genera una gran controversia en Internet

Así quedó la placa de Petri. /

Cada día estamos expuestos a millones de bacterias. Desde el momento en el que consultamos el teléfono móvil nada más despertar, donde podemos encontrar hasta 10.000 microorganismos por centímetro cuadrado, hasta en acciones habituales como teclear un ordenador o abrir el pomo de una puerta para acceder a una habitación.

Con el objetivo de descubrir cómo actúan estos organismos, la joven estadounidense Nichole Ward decidió recoger, para su clase de microbiología, una muestra de las paredes interiores de un secador de manos de la marca Dyson. Una vez hecho esto, sometió la placa a unas condiciones favorables de calor y humedad durante dos días para comprobar cómo habían evolucionado.

La fotografía se viralizó rápidamente en Internet

Tras volver a clase dos días más tarde, la joven descubrió que la cantidad de hongos y bacterias que habitaban en su placa de Petri eran mucho mayor que la del resto de compañeros. Por esa misma razón, decidió compartir el resultado en su cuenta de Facebook y recomendó a sus contactos no volver a utilizar este tipo de secadores:

"¿Estáis preparados para perder la cabeza? Esto de aquí es lo que ha crecido en una placa de Petri después de pocos días. Puse la placa abierta en un secador de manos de un baño público durante 3 minutos. Sí, sólo durante 3 minutos. Nunca te seques las manos de nuevo en esas cosas. Esta es la variedad de hongos y bacterias patógenas que giran alrededor de tus manos cuando lo haces. Y creías que salías con las manos limpias... de nada".

En cuestión de horas, la fotografía daba la vuelta al mundo. Tal fue la repercusión de esta imagen, que incluso el fabricante del secador de manos del que extrajo la muestra, Dyson, aseguró estar "muy sorprendido" de ver estos resultados: "Todos los secadores de manos Dyson Airblade tienen filtros HEPA que capturan partículas tan pequeñas como las bacterias del aire del baño antes de que salga de la máquina".

Las apariencias engañan

Sin embargo, la fotografía no es tan preocupante. Así lo afirma el profesor de microbiología de la Universidad de Puget Sound en LifeHacker, donde recuerda que toda nuestra piel está cubierta de microbios: "Es mejor que no te diga cuántos microorganismos tenemos en la boca porque probablemente dejarías de besar. En esencia, nadamos en un mar de microorganismos toda nuestra vida y no pasa nada. Está bien así".

Por otro lado, el profesor explica que para determinar si un secador de manos puede llegar a ser perjudicial para la salud, hay que identificar primero los patógenos que tiene. Pero no solo eso. También tendría que calcular cuántos de ellos podrían diseminarse en el aire y si existe alguna diferencia entre ese cultivo y el que se obtendría del papel higiénico o incluso del aire del baño público. Por último, el profesor asegura que no todos los microorganismos son dañinos para los seres humanos. 

Según recoge The New York Times, a día de hoy destacan pocos estudios financiados de forma independiente sobre si los secadores de mano son perjudiciales para la salud o no. El artículo destaca uno llevado a cabo por la Clínica Mayo en 2000 y no encontró diferencias higiénicas estadísticamente significativas entre los secadores y las toallas de papel. Por lo tanto, esta imagen no es preocupante, por lo que puedes continuar secándote las manos sin problemas.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?