Google Chrome estrena su propio bloqueador de anuncios

Así es como funciona

Así funciona el nuevo bloqueador de anuncios. / Google

Tras varios meses de trabajo, Google ha presentado este jueves su propio bloqueador de anuncios. Una nueva herramienta para su navegador web Google Chrome mediante el que la compañía de Mountain View pretende acabar con aquella publicidad considerada como "molesta", tal y como ha dado a conocer a través de su blog.

Un bloqueador que funcionará tanto en la versión de escritorio, donde acabará con anuncios tan molestos como los pop-ups, como en los teléfonos móviles, donde será mucho más restrictivo y bloqueará incluso las publicidades intermitentes e incluso aquellas que sean particularmente densas.

Objetivo: mejorar la experiencia del usuario

Con el objetivo de mejorar la experiencia de los usuarios de Google Chrome, este bloqueador, que estará habilitado de forma predeterminada en el navegador web, filtrará aquellos anuncios que puedan proporcionar malas experiencias a los usuarios cada vez que navegan por Internet.

Para ello, la empresa se basará en la lista de normas publicitarias publicadas por la Coalición para Mejores Anuncios el pasado mes de marzo. Por lo tanto, el bloqueador de anuncios acabará con los pop-ups, (ventanas publicitarias emergentes), con los anuncios de vídeo sonoros de reproducción automática y con aquellos anuncios flotantes de cuenta regresiva que no desaparecen hasta pasados, como mínimo, diez segundos, entre otros.

Así afectará el nuevo bloqueador de anuncios a tu experiencia en Internet. / Google

Así funciona el nuevo bloqueador de anuncios de Google

Para determinar si un sitio web incumple las normas publicitarias publicadas por la Coalición para Mejores Anuncios, la compañía someterá a las distintas páginas a un procedimiento basado en tres pasos. En primer lugar, Google evaluará los distintos sitios web en busca de publicidad invasiva. Si el 'bot' de la compañía detecta algún anuncio que infrinja las normas, Google avisará al dueño de la web para que acabe con él.

Tras recibir este mensaje, el administrador del sitio web tendrá unos 30 días para quitar este anuncio de su página (o al menos modificarlo) para que se adecúe a la lista de normas publicitarias de la Coalición para Mejores Anuncios. En caso de negarse a hacerlo, la compañía procederá a bloquear definitivamente el anuncio.

Según afirma la compañía, desde que avisaron que iban a sacar este nuevo bloqueador de anuncios el pasado mes de diciembre, el 42% de las páginas web que incumplen los estándares de 'Better Ads' han resuelto sus problemas. Por lo tanto, y a pesar de que este bloqueador de anuncios se ha puesto en marcha este mismo jueves, la compañía ya está logrando su propósito de ofrecer a sus usuarios una mejor experiencia en Internet.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?