¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

La NASA pierde el contacto con Opportunity tras una enorme tormenta de arena

El todoterreno se ha sumido en un estado de hibernación tras quedarse sin energía

La sonda Opportunity en Marte. / ()

Desde el pasado 30 de mayo, Marte está sumida en una enorme tormenta de polvo. Un fenómeno natural, considerado por los científicos de la NASA como uno de los "más intensos observados" durante las últimas décadas, que ha obligado al todoterreno Opportunity a apagar todos sus sistemas, excepto el reloj de la misión.

Debido a ello, la NASA ha dejado de recibir señales del todoterreno. Desde el pasado 10 de junio, el rover no ha actualizado su posición. Algo que no ha sucedido en los 15 años de vida de este rover y que preocupa a los ingenieros, quienes temen haber perdido a Opportunity para siempre, tal y como ha declarado el coordinador del proyecto Opportunity del Laboratorio de Propulsión a Reacción de la NASA, John Callas.

La NASA muestra cómo avanza la tormenta de arena hasta la posición del rover. / NASA

Opportunity activa su modo supervivencia

Según explica Callas, el Mars Reconnaissance Orbiter (MRO) de la NASA detectaba los primeros signos de la tormenta el pasado 30 de mayo. Una tormenta, que se originó en el hemisferio Norte, que se ha expandido rápidamente hasta alcanzar el Ecuador durante los últimos días, donde se encuentra el todoterreno Opportunity.

Tal y como apunta el coordinador del proyecto, la tormenta de arena ha oscurecido el cielo por completo. Un grave problema para el rover de la agencia espacial, cuya fuente de energía principal es la solar. Dado que no saben hasta cuándo continuará este fenómeno natural, John Callas ha reconocido que la nave se encuentra en una situación de "emergencia", tal y como recoge Space.com.

Tras percibir la falta de energía, el rover ha optado por sumirse en un estado de hibernación hasta que las condiciones sean más favorables para su supervivencia. Por esa misma razón, ha decidido apagar todos sus sistemas excepto el reloj de la misión, que le ayudará a despertar cuando salga el sol.

La temperatura, el gran problema para su supervivencia

A pesar de que se encuentra en fase de hibernación, el coordinador del proyecto teme que las bajas temperaturas puedan acabar con el rover. En caso de que desciendan por debajo de los 40 grados centígrados bajo cero, los circuitos electrónicos de Opportunity podrían sufrir daños irreversibles, poniendo fin a una de las misiones espaciales más importantes de las últimas décadas.

Dado que el vehículo ha apagado todos sus sistemas, no puede aprovecharse de su calefactor para defenderse de las bajas temperaturas. Por lo tanto, Opportunity depende de la temperatura ambiente para sobrevivir. Por suerte, los responsables de la misión apuntan a que la temperatura no bajará de los 36 grados, por lo que el todoterreno podría sobrevivir a esta tormenta.

A pesar de la preocupación por el estado del todoterreno, Callas asegura que este contratiempo está siendo de gran utilidad para conocer más acerca del clima en el planeta rojo. Un todoterreno, previsto inicialmente para recorrer la superficie marciana durante 90 días, que superaba los 5.000 días marcianos el pasado 16 de febrero.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?