Fichajes

Fuga de talentos, pérdida de calidad

El mercado deja a LaLiga sin algunos de sus mejores jugadores

Una mujer coloca en su tienda una camiseta de Cristiano de la Juventus / ()

¿Sigue siendo LaLiga la mejor del mundo? Una pregunta que puede estar en la cabeza de muchos aficionados del fútbol tras ver los grandes movimientos de salida que se han producido en la Primera División rumbo a Inglaterra o Italia como destinos.

Iniesta en su despedida este año en su último partido en el Camp Nou / David Ramos (Getty Images)

Siempre ha habido debate acerca del espectáculo y la calidad que albergaban principalmente los campeonatos en España y Reino Unido, a la que ahora se suma con fuerza la Serie A. El fichaje de Cristiano Ronaldo por la Juventus hace que las acciones del Calcio se disparen y pueda ser una opción a tener en cuenta a la hora de programar los partidos para ver el fin de semana. 

Al margen de los colores de cada uno, está claro que todo aficionado prefiere tener jugando en su liga a las mejores estrellas del planeta fútbol. Algo que aporta seguimiento, dinero y sobre todo, espectáculo.

El fichaje de Neymar el verano pasado por el Paris Saint-Germain fue el primer golpe que recibió LaLiga Santander. Que los tres mejores jugadores del mundo (según las votaciones del Balón de Oro) de 2015, como fueron Cristiano, Messi y el brasileño, jueguen en España es algo que cuanto menos aporta prestigio y músculo de cara al resto del mundo. Que uno de ellos abandone el campeonato siempre implica una pérdida importante, y que ya sean dos es algo para torcer el gesto, como ocurrió el pasado mes de julio al hacer oficial la marcha de Cristiano.

Neymar en su presentación el año pasado en El Parque de los Príncipes con el PSG / ALAIN JOCARD (AFP)

El 'Clásico' siempre es el partido que paraliza el mundo y seguirá siendo el más importante, pero de cara a esta temporada, perder la pugna Messi-Cristiano es algo que va a traer hasta añoranza para los aficionados. 

No todos son noticias negativas, han llegado importantes jugadores, como Coutinho para el Barça en el pasado mercado de invierno, pero son muchos más los nombres importantes que salen que los que están entrando en los últimos años, una tendencia que puede ser casualidad o moda, pero que hay que intentar frenar e invertir. A esto hay que sumarle aquellas leyendas que se van retirando, ya sea este año el claro ejemplo del 'mago' Andrés Iniesta.

Seguimos contando con los Messi, Griezmann, Suárez, Bale, Costa... Pero se despidieron los Morata, Cristiano, Neymar, Kepa, Kovacic... Y más con el futuro de Modric, el mejor jugador del Mundial, como algo incierto.

A pesar de esto y para terminar, una cosa a tener muy en cuenta es que los clubes españoles siguen siendo de los más competitivos de toda Europa. Ya sean los de Champions o Europa League, sin demasiadas estrellas (Sevilla elimina al económico United), pero sí con plantillas muy competitivas y que ilusionan (véase la del Betis), los españoles siempre juegan al fútbol y dan la cara ante todos estos gigantes. El ejemplo más claro y sin alargarlo más, la hegemonía de las últimas cinco Champions entre Madrid (4) y Barcelona (1).

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?