Las reacciones al fallecimiento de Montserrat Caballé: "Su técnica era tan perfecta que dejaba sin palabras"

Diversas entidades culturales, políticas y artísticas han querido mandar un mensaje de despedida a la considerada una de las mejores sopranos del siglo XX

La cultura y la política lloran a Montserrat Caballé / Atlas

El mundo de la cultura, y más profundamente el de la ópera, han recibido con tremenda tristeza la noticia de la muerte de la soprano Montserrat Caballé, que ha fallecido la madrugada de este sábado en el Hospital Sant Pau de Barcelona a los 85 años de edad. Diversas entidades culturales, políticas y artísticas han querido mandar un mensaje de despedida a la considerada como una de las mejores sopranos del siglo XX.

Christina Scheppelmann, la directora artística del 'Gran Teatre del Liceu', uno de los lugares donde más veces ha actuado la cantante, ha calificado la noticia de "impacto extraordinario" en el mundo operístico.

La directora ha querido resaltar la increíble versatilidad de la cantante barcelonesa, con un repertorio desde las arias italianas hasta las alemanas, y ha considerado que su voz era "absolutamente transversal". "Su técnica era tan perfecta que dejaba sin palabras. La belleza de su canto era impresionante", ha declarado.

Montserrat tenía una fuerte proyección internacional y era especialmente seguida en Alemania donde según Christina tenía "muchos aficionados y fans", ya que estuvo en Basilea a sus 24 años y forjó allí parte de los inicios de su carrera. "Ha sido un sitio donde se la ha querido mucho", ha remarcado la directora artística, originaria de este país.

Homenaje en el Teatro Real

El Teatro Real, donde Montserrat ha protagonizado actuaciones memorables de compositores como Vivaldi, Granados o Bellini, ha emitido un comunicado donde afirma que Montserrat es "sin duda una de las más grandes sopranos de todos los tiempos", y ha anunciado que dedicará la función de 'Faust' de esta noche como homenaje simbólico a su figura.

La entidad también ha resaltado "la singular belleza de su voz, de gran extensión, la riquísima paleta de colores de su timbre, su técnica prodigiosa, la expresividad de su depurada línea de canto, la increíble plasticidad dramática de sus interpretaciones vocales y su afán por explorar obras desconocidas u olvidadas". Esto ha colocado su nombre en la exclusiva galería de los más grandes cantantes de la segunda mitad del siglo XX, según el teatro.

La última gran gala de homenaje a Montserrat Caballé tuvo lugar en el Teatro Real el 9 de diciembre de 2014, en la que reconocidas sopranos vinculadas, de alguna manera, con la insigne cantante barcelonesa, interpretaron piezas que recordaron sus triunfos en Madrid.

"En el extranjero aún se la considera muchísimo más que en España".

Una de su fieles compañeras, la soprano Ainhoa Arteta, ha calificado la figura de Montserrat como un "referente español y mundial", y ha dicho que su carrera ha sido un ejemplo de técnica impresionante. Tanto es así, que se pone como ejemplo en las academias de canto, especialmente cómo respirar ya administrar el aire, según Ainhoa.

Arteta ha lamentado que los últimos años se le hizo una especie de caza de brujas, siendo injustos con ella, ya que ha considerado que "a los artistas les sucede muchas veces no por voluntad propia, sino por estar mal aconsejados". Con ello, ha reivindicado su "legado muy por encima de estas vicisitudes", y ha criticado que no fue de recibo que le dieran ese disgusto a Caballé.

Los políticos la despiden entre elogios

Las principales autoridades políticas han expresado su pesar por el fallecimiento de la soprano. Los Reyes han recordado a la cantante, a través de un mensaje en la cuenta oficial de la Casa Real, como "la gran señora de la ópera" y "la mejor entre los mejores".

Por su parte, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha ensalzado su condición de "gran embajadora de nuestro país, reconocida internacionalmente". "Su voz y su dulzura, permanecerá siempre con nosotros", ha escrito el jefe del Ejecutivo en un mensaje publicado en su cuenta oficial de la misma red social.

Caballé era "la más reconocida e importante representante del bel canto español" y tenía "una voz única e irrepetible", ha señalado en un comunicado el ministro de Cultura, José Guirao, que ha lamentado una pérdida que "deja una enorme orfandad en el mundo de la lírica".

"La recordaremos siempre no solo por sus grandes papeles en la ópera, sino por gestos emocionantes, como cuando cantó sobre las cenizas del Liceo de Barcelona, que fue una de las casas en las que desarrolló su carrera y su vida", ha destacado.

En la misma línea se ha expresado el secretario de Cultura y Deportes del PSOE, Ibán García del Blanco, que ha destacado la "enorme contribución" de Caballé a la cultura española, su "aportación brillante" como intérprete de ópera y su "impagable compromiso" artístico, que permitió situar el Liceu de Barcelona "en la primera liga de la escena operística".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?