Últimas noticias Hemeroteca

Para Glovo sería "una faena" si el Supremo llegara a invalidar su modelo de negocio

Frente al debate de si cumplen o no la normativa laboral y de si sus repartidores son, o no, "falsos autónomos", Oscar Pierre, CEO y cofundador de la empresa, defiende la legalidad de su modelo de negocio

Repartidor de Glovo /

Sindicatos y administraciones vienen desde hace tiempo criticando el modelo de negocio de Glovo en España, en el que los repartidores son trabajadores por cuenta propia. La compañía, por su parte, se defiende aludiendo a la falta de lo que es una “relación laboral entre empleador y empleados”, ya que los ‘glovers’ eligen cuando trabajan, sin ningún tipo de horario. En este contexto, su CEO y cofundador, Oscar Pierre, ha admitido este jueves que si los procesos judiciales llegaran al Supremo y éste fallara invalidando la estructura en la que se basa su modelo de negocio “sería una faena” pero Glovo “se adaptaría”.

Dentro del debate de si cumplen o no la normativa laboral, y de si los repartidores son, o no, “falsos autónomos”, un juzgado de Madrid ya falló a favor de Glovo, entendiendo que los ‘riders’ son trabajadores por cuenta propia. Por su parte, la Inspección de Trabajo de Zaragoza, en casos similares, concluyó lo contrario: los ‘glovers’ debían tener la condición de asalariados.

En este sentido, aseguraba Oscar Pierre, la compañía ha puesto en marcha un departamento de Políticas Públicas que busca estar en permanente diálogo con agentes públicos y sociales de los países donde tienen presencia. Aunque por el momento, en España, el contacto es mínimo.

El súper en casa

La conocida startup española de comida a domicilio, ya no se conforma con actuar de intermediario entre negocios de restauración y consumidores. Ahora apuesta por ser un proveedor directo de productos a sus clientes y, muestra de ello, ha creado 'Súper Glovo', un nuevo segmento que ofrece servicios de supermercado a domicilio 24/7.

La empresa ya ha abierto su primer local en el barrio madrileño de Tetuán. Emplea a 8 trabajadores asalariados que atienden los pedidos durante las 24 horas del día y los preparan para que sean repartidos por ‘glovers’ –repartidores autónomos–. Pierre ha explicado que “el segmento del envío de la compra a domicilio está poco explotado en España” y ven una gran proyección. Su intención, ha asegurado, es abrir varios mercados de este tipo en ciudades como Madrid, Barcelona, Lima, Buenos Aires y Santiago de Chile.

Diversificación y expansión

Según ha desvelado el CEO, el eje central del negocio continuará siendo el reparto de comida a domicilio, sin embargo, buscan diversificar sus posibilidades. Junto con la creación de ‘Super Glovo’, recientemente han puesto en marcha 'Glovo Business', un servicio especializado en gestión y distribución de envíos, y ‘Cook Room’, un servicio de alquiler de espacios dotados de cocinas, destinado a restaurantes que quieran tener más presencia y ampliar su radio de envíos, pero no cuenten con el espacio suficiente o el lugar adecuado para atenderlos.

Recientemente, la empresa ha accedido a una nueva ronda de financiación valorada en 115 millones de euros que amplía sus objetivos de expansión para 2019 de 20 países, en los que se encuentra presente actualmente, a 30. Y pasar de los 10 millones de pedidos a más de 30 millones. 

En lo que llevamos de año la compañía catalana ha alcanzado los 80 millones de euros en facturación. Datos favorables para la empresa pese a que la cifra es algo menor que lo que se estimaba en un principio, según ha aclarado Pierre, debido a la "estacionalidad" de los pedidos y a los menores ingresos por ticket medio en los mercados latinoamericanos.

 

 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?