Ocio y cultura
Exposiciones

El 'Jardín de Esculturas' de CORPO abre sus puertas en Toledo

Además, inauguran la exposición 'José Manuel Ballester. De Mondrian a Malévich'

'Zazpiak', escultura de Jorge Oteiza (1970-2001); izquierda, 'Cabeza XIX' de Arturo Berned, (2019) / CORPO

Toledo

Hasta nueve piezas de Oteiza, Miquel Navarro, Kcho, Dagoberto Rodríguez, Alberto Corazón y Arturo Berned, para celebrar el tercer aniversario del Centro de Arte Moderno y Contemporáneo de Castilla-La Mancha (CORPO) en Toledo en un 'Jardín de Esculturas'. Un espacio a cielo abierto para contemplar las nueve esculturas de los artistas y el mural fotográfico de José Manuel Ballester que, a modo de trampantojo, convierte un muro ciego en una ventana abierta al horizonte de las Tablas de Daimiel (Ciudad Real). Junto a esta exposición se inaugura la muestra temporal 'José Manuel Ballester. De Mondrian a Malévich'.

El propósito es que el jardín se convierta en un punto neurálgico de creatividad de escultores contemporáneos, como fue el antiguo jardín de San Marcos en Florencia durante el Renacimiento. Además, se ha recuperado el patio de acceso a la antigua Biblioteca Pública del Miradero que se encontraba en estado de abandono, convirtiéndolo en un universo de arte y naturaleza de 2.000 metros cuadrados. La disposición de las obras en este nuevo jardín responde al planteamiento artístico que vincula la arquitectura con el cuerpo humano, conformando lo que el director artístico de la institución, Rafael Sierra, ha denominado "anatomía de la Arquitectura".

'José Manuel Ballester. De Mondrian a Malévich'

Cinco videocreaciones que acompañan a las fotografías y dibujos de las composiciones del artista multidisciplinar, José Manuel Ballester, para analizar y recrear la abstracción geométrica de dos de los artistas más importantes de la Historia del Arte y exponentes del neoplasticismo, Piet Mondrian (1872-1944), y del suprematismo, Kazimir Malévich (1878-1935).

'Variaciones en torno a Malévich', impresiones digitales sobre lienzo (2022) / CORPO

En la serie iniciada en 2007 bajo el título de Espacios ocultos, el artista hacía desaparecer a los personajes e, ignorando las escenas narradas, nos descubría aquellos fondos, rincones, espacios apenas visibles en el cuadro. Parte el artista de 13 variaciones practicadas sobre otras tantas composiciones de Mondrian y 21 sobre piezas de Malévich. “Las obras de arte siguen unas normas, una elección personal del artista que al final configura lo que llamamos estilo. En el caso de Mondrian, he roto la composición siempre ortogonal, a base de líneas paralelas; al desaparecer la malla que ordena sus elementos, de colores siempre puros, sus composiciones adquieren nuevas características”.

Estas interpretaciones contemporáneas de la vanguardia convivirán durante al menos un año con los ecos y la memoria de la cultura árabe, que se desarrolla sobre el fundamento de la abstracción geométrica. “No me he sentido comprometido a tener en cuenta esta circunstancia porque el espacio ya estaba transformado para albergar exposiciones; pero sin duda es un diálogo que podrá apreciarse”, reconoce el artista, otra de cuyas series, Museos en blanco, recreó y vació importantes pinacotecas y escenarios expositivos del mundo.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad